Cómo realizar una cobertura de fondant

5
Ha sido de ayuda

El fondant crea una cobertura suave y brillosa sobre la superficie a decorar y se puede usar en aplicaciones para la decoración de pasteles. Los maestros pasteleros prefieren el uso de fondant para sus trabajos por su alta calidad. Puedes transformar el fondant en objetos tridimencionales como flores, figuras animadas o lazos y moños. Si bien puedes comprar el fondant listo en piezas en tu almacén, hacerlo tú misma es muy satisfactorio y económico. Realiza tú misma el fondant para tu próximo partel y conviértelo en una pieza única.

Wedding cake decoration close up of icing image by Ken Marshall from Fotolia.com

Necesitarás

Otras personas están leyendo

Paso 1

Agrega la gelatina al agua en la cacerola pequeña. Rocíala sobre el agua y espera a que se asiente unos 5 minutos. Calienta la gelatina a fuego muy bajo y revuelve constantemente hasta que se disuelva. Cubre la gelatina y mantenla caliente, pero ten cuidado de no dejar que hierva. El hervor reduce la fuerza de la gelatina y forma un film que creara grumos en tu fondant.

Paso 2

Prepara la mezcla de fondant. Coloca el azúcar en el recipiente del batidor. Crea un hueco en el centro del azúcar. Agrega la glicerina, el jarabe de maíz light y no mezcles aún. Agrega al conjunto en el centro la gelatina caliente. Bate hasta que todo esté perfectamente unido, luego agrega la escencia de almendras.

Paso 3

Bate la mezcla hasta que endurezca. Agrega almidón de maíz y amasa hasta que todo el azúcar se haya integrado a la masa por completo.

Paso 4

Salpica almidón de maíz sobre la superficie de la mesa para amasar con las manos el fondant. El almidón de maíz impedirá que el fondant se pegue a la superficie. Amasa hasta que el fondant esté suave y brilloso. Agrega unas pocas gotas de agua si tu fondant resultó un poco seco y presenta rajaduras.

Paso 5

Forma una bola con el fondant. Envuélvelo con envoltorio plástico. Espera unos 30 minutos antes de estirarlo para cubrir tu torta.

Consejos y advertencias

  • Agrega color mezclando pasta colorante al fondant. El colorante líquido es muy acuoso y le da un aspecto llovido a la preparación.
  • El fondant se seca muy facilmente por lo que debes colocarlo inmediatamente sobre la torta para evitar rajaduras y resecamiento que arruinarían su apaciencia brillosa y "helada".

Referencias

Comentarios

Más reciente