Cómo realizar una limpieza profesional en una casa nueva para un constructora de viviendas

Escrito por amelia allonsy | Traducido por pei pei
  • Comparte
  • Twittea
  • Comparte
  • Pin
  • E-mail
Cómo realizar una limpieza profesional en una casa nueva para un constructora de viviendas
Cuando se tiene lista una casa nueva, es hora de prepararla con una limpieza profunda antes de recibir a los propietarios. (house under construction image by Jana Lumley from Fotolia.com)

Una casa nueva debe limpiarse durante el proceso de construcción y sobre todo una vez finalizado el proyecto, para que se encuentre en las mejores condiciones cuando sea mostrada a los posibles compradores. El proceso de construcción a menudo deja las nuevas unidades muy sucias, por lo que muchos contratistas buscan servicios profesionales de limpieza que preparen las casas para la venta. Sin embargo, con un poco de esfuerzo, puedes realizar esta tarea por tu cuenta. Para facilitar el trabajo, empieza por el piso de arriba, luego ve a la planta baja y deja al final las áreas de tráfico constante.

Nivel de dificultad:
Moderado

Otras personas están leyendo

Necesitarás

  • Guantes de goma
  • Botella con atomizador
  • Agua
  • Vinagre blanco destilado
  • Detergente suave para lavavajillas
  • Periódicos viejos
  • Toallas de papel
  • Paños de limpieza de microfibra
  • Escoba
  • Cubo o cubeta de limpieza
  • "Borradores mágicos" de limpieza marca Mr. Clean
  • Esponja
  • Bicarbonato de sodio
  • Cepillo de dientes viejo
  • Jabón de aceite
  • Aceite de limón
  • Desodorante para alfombras
  • Aspiradora
  • Limpiador a vapor

Lista completaMinimizar

Instrucciones

    Ventanas

  1. 1

    Prepara una solución de limpieza especial para ventanas mezclando una parte de vinagre blanco destilado y una parte de agua en una botella con atomizador. Añade una gota de detergente líquido lavaplatos y agita bien.

  2. 2

    Rocía toda la ventana con la solución de limpieza. Deja reposar durante uno o dos minutos.

  3. 3

    Limpia las ventanas con una hoja vieja de periódico o con toallas de papel. Cámbialos a menudo de modo que siempre utilices una hoja de periódico o una toalla de papel limpia.

  4. 4

    Elimina las rayas localizadas sobre el cristal aplicando un poco más de la solución limpiadora que preparaste y limpiando con una toalla de papel. Tendrás que frotar con energía en algunas zonas.

  5. 5

    Lava y limpia bien las ventanas de las habitaciones primero, pues generalmente son las zonas más altas que tendrás que atender.

    Paredes

  1. 1

    Sacude las paredes utilizando un paño de limpieza de microfibra atado al extremo de una escoba. Las paredes de las casas recién construidas usualmente están cubiertas de polvo de yeso y cemento que tiene que ser eliminado.

  2. 2

    Añade una taza de vinagre blanco destilado y una gota de detergente lavavajillas a un galón (3,79 litros) de agua caliente y mezcla bien. Utiliza esta solución de limpieza a lo largo de la mayor parte de la casa. El vinagre es un limpiador efectivo y seguro de usar hasta en las superficies más delicadas. Ten en cuenta que estás limpiando una casa nueva en la que algunos de los materiales pueden ser demasiado delicados como para someterlos a productos de limpieza agresivos.

  3. 3

    Sumerge un "borrador mágico" marca Mr. Clean en la solución de limpieza que acabas de preparar y escurre el exceso de líquido. Si bien las paredes tendrán una nueva capa de pintura, tendrás que quitar cualquier marca de desgaste o manchas que hayan sido dejada por el equipo de construcción.

  4. 4

    Limpia suavemente cualquier mancha en la pared aplicando movimientos uniformes en la misma dirección. Los "borradores mágicos" Mr. Clean remueven las manchas efectivamente sin necesidad de frotar con fuerza.

    Baños

  1. 1

    Limpia la bañera y ducha con una esponja de limpieza y una mezcla de una taza de vinagre blanco destilado, una gota de detergente lavavajillas y un galón (3,79 litros) de agua caliente. Si lo prefieres, utiliza blanqueador con cloro en lugar de vinagre, sólo no olvides que el vinagre es más seguro de usar que el cloro y desinfecta igual cualquier superficie.

  2. 2

    Limpia el inodoro con la solución de limpieza vinagre y una esponja. Asegúrate de repasar bien la zona debajo del borde y detrás del tanque.

  3. 3

    Espolvorea un poco de bicarbonato de soda en una esponja húmeda y frota toda la superficie de la bañera y el lavabo para hacerlos brillar. Enjuaga el bicarbonato de sodio con agua y seca con toallas de papel para eliminar las rayas.

  4. 4

    Prepara una solución de limpieza para ventanas con una parte de vinagre blanco destilado y una parte de agua mezcladas en una botella con atomizador. Agrega una gota de detergente líquido lavaplatos a la botella y agita bien. Rocía los espejos y los cristales y repásalos enseguida con toallas de papel o periódicos viejos. Rocía también los herrajes, manijas y accesorios y límpialos de la misma manera para hacerlos brillar.

  5. 5

    Friega el suelo con una esponja de limpieza y un poco de la solución de vinagre utilizado en el anterior Paso 1. El vinagre es más seguro de usar en los pisos que la mayoría de los productos de limpieza comerciales para el hogar. Si lo prefieres, puedes usar un trapeador, pero la limpieza a mano hará que sea más sencillo limpiar las zonas de difícil acceso. Si la lechada del azulejo está sucia, prepara una pasta con unas gotas de agua y bicarbonato de sodio, y luego aplícalo a las juntas directamente encima de la lechada. Frota con un cepillo de dientes viejo y enjuaga.

    Cocinas

  1. 1

    Limpia todas las superficies de la cocina con una esponja de limpieza y una mezcla de una taza de vinagre blanco destilado y una gota de detergente lavavajillas en un galón (3,79 litros) de agua caliente.

  2. 2

    Aplica un poco de bicarbonato de sodio directamente sobre una esponja húmeda y limpia el interior del refrigerador y la estufa. El bicarbonato de sodio es un desodorante muy saludable y efectivo. Si los aparatos son nuevos, puede que éste paso no sea necesario.

  3. 3

    Limpia el piso con una esponja de limpieza y la mezcla de vinagre utilizado en el Paso 1 anterior. Si la cocina tiene pisos de madera, olvida el vinagre y en su lugar, usa jabón de aceite marca Murphy.

    Detalles

  1. 1

    Haz que los acabados de madera natural destaquen con un poco de aceite de limón, que se absorbe en la madera devolviéndole su belleza natural. El aceite de limón también ayuda a proteger las superficies contra el daño producido por los derrames de líquidos.

  2. 2

    Limpia los pisos de madera con jabón de aceite marca Murphy para protegerlos y hacer resaltar su belleza natural.

  3. 3

    Rocía un desodorante espumado en todos tus tapetes y alfombras para que huelan y se sientan como nuevos.

  4. 4

    Pasa la aspiradora por todas las alfombras una vez que hayas completado el resto de las tareas. Si aspiras primero, puede que tengas que hacerlo de nuevo debido al tránsito intenso sobre la alfombra durante el proceso de limpieza.

  5. 5

    Usa un limpiador a vapor para eliminar las manchas en la alfombra que dejó el equipo de construcción. Tan sólo un poco de aerosol de lavandería para prelavar basta para quitar las manchas difíciles de la alfombra.

Consejos y advertencias

  • Pregunta al contratista de la construcción y a los nuevos propietarios sobre cualquier especificación relativa a la rutina de limpieza. Puede que te recomienden utilizar productos o técnicas particulares para asear la casa.
  • Nunca utilices un limpiador doméstico fuerte -como el blanqueador con cloro- en un área sin ventilación, ya que se generan gases tóxicos peligrosos. El vinagre es una alternativa natural para blanquear de manera alternativa.

No dejes de ver

Filtrar por:
  • Mostrar todos
  • Artículos
  • Galerías de fotos
  • Videos
Ordenar:
  • Más relevante
  • Más popular
  • Más reciente

No se encuentran artículos disponibles

No se encuentran slideshows disponibles

No se encuentran videos disponibles