Hogar

Receta casera para limpiar las parrillas de los quemadores de una estufa

Escrito por sommer leigh | Traducido por katherine bastidas
Receta casera para limpiar las parrillas de los quemadores de una estufa

Quita las parrillas de la estufa para limpiarlas.

Jupiterimages/Photos.com/Getty Images

Los derrames de alimentos y otros residuos se acumulan en las parrillas de los quemadores de la estufa con el tiempo. Una limpieza regular puede manejar la acumulación ligera, pero los residuos pegados pueden requerir una limpieza más profunda. Las parrillas de la estufa se pueden limpiar con productos de limpieza y métodos caseros básicos, pero puede que debas lavarlas o restregarlas para eliminar por completo todas las manchas de comida.

Otras personas están leyendo

Limpieza básica

Para la limpieza diaria, limpia las parrillas con agua limpia o agua y unas gotas de un detergente líquido suave. Cuando se acumulen residuos ligeros, retira las parrillas de la estufa y mételas en un fregadero lleno de agua caliente y jabón durante unos 20 minutos. Enjuaga y seca las parrillas a fondo antes de volver a colocarlas.

Bicarbonato de sodio

El bicarbonato de sodio proporciona un poder de limpieza suave, pero abrasivo para eliminar los alimentos pegados. Un método de limpieza efectivo es hervir agua con bicarbonato de sodio en una olla grande, lo suficientemente grande como para sumergir al menos una parrilla del quemador. No llenes la olla más de la mitad para evitar que el agua se desborde. Coloca cuidadosamente la parrilla directamente en el agua hirviendo para evitar salpicaduras de agua caliente de la olla. Hierve la parrilla durante unos minutos para aflojar la suciedad. Retírala del agua y deja que se enfríe. Friega las manchas difíciles restantes.

Amoníaco

Si bien es un producto químico más duro, más cáustico, el amoniaco es eficaz para limpiar las parrillas de los quemadores fácilmente. Se requiere muy poco del químico. Basta con colocar las parrillas dentro una bolsa de basura cerrada o en una bolsa de almacenamiento con cierre con 1/4 de taza de amoniaco. No es necesario que el producto químico cubra las parrillas porque los humos las limpiarán. Deja las parrillas durante la noche en la bolsa sellada y al día siguiente la grasa y otros residuos estarán sueltos. Limpia las rejillas con una esponja para eliminar cualquier residuo restante. Como advertencia, abre cuidadosamente la bolsa ya que los vapores que escapan son tóxicos para inhalar.

Advertencias

Nunca mezcles lejía con amoniaco o cualquier producto que contenga cloro. Al manipular el amoniaco, usa guantes y no inhales los humos; usa una máscara respiratoria para protegerte adecuadamente. Apaga la estufa y el horno y espera hasta que las parrillas estén completamente frías antes de limpiarlas.

No dejes de leer...

comentarios

Filtrar por:
  • Mostrar todos
  • Artículos
  • Galerías de fotos
  • Videos
Ordenar:
  • Más relevante
  • Más popular
  • Más reciente

No se encuentran artículos disponibles

No se encuentran slideshows disponibles

No se encuentran videos disponibles

Copyright © 1999-2014 Demand Media, Inc. Acerca de

El uso de este sitio constituye la aceptación de los términos y política de privacidad de eHow. Ad Choices es-US

Demand Media