Pasatiempos

Receta de jabón con glicerina y sal de mar

Escrito por katherine kally | Traducido por alejandra prego
Receta de jabón con glicerina y sal de mar

Thomas Northcut/Photodisc/Getty Images

Hacer jabón casero es un proyecto de artesanía simple que cualquiera puede completar. Comienza fundiendo y vertiendo la glicerina y podrás crear cualquier tipo que imagines, rápida y fácilmente. Puedes encontrar recetas en forma gratuita en línea para hacer jabones aromáticos que además ofrecen otros beneficios para la salud, como el de sal de mar, que eliminará las impurezas y ayudará a restablecer el equilibrio natural de la humedad de la piel.

Otras personas están leyendo

Materiales

Para hacer tu propio jabón de glicerina y sal de mar necesitarás una libra (453 g) de glicerina transparente de fundir y verter, 1/4 de taza de sal de mar, 1/2 cucharada de sal de mesa, 1 cucharada de aceite aromático y 1/2 cucharada de cera de abejas. También necesitarás elementos para hacerlo, como una taza medidora apta para microondas, una pequeña botella de alcohol con atomizador, una cuchara de madera, recipientes de plástico o moldes rectangulares, un cortador de jabón y colorante.

Preparación

Corta la barra de una libra (453 g) de glicerina en pequeños cubos que midan cerca de una pulgada (2,5 cm). Esto ayudará a que se derrita en forma más homogénea sin resecarse. Una vez que has derretido la glicerina en la taza medidora, ésta debería permanecer exclusivamente para hacer jabón. Debes hacer lo mismo con los recipientes de plástico y la cuchara de madera, no los uses para mezclar o almacenar alimentos. Mantenlos para la fabricación del jabón o deséchalos.

Proceso

Llena la taza medidora con los trozos de glicerina y derrítelos según las instrucciones presentes en el envase. Puedes usar una cacerola para el baño maría para fundirlos, pero es más fácil en el microondas. Asegúrate de que la glicerina se haya derretido por completo antes de agregar los otros ingredientes. Si notas que tiene burbujas, rocía una pequeña cantidad de alcohol en la glicerina y aquellas deberían desaparecer. Puedes usar alcohol desinfectante o el que es específico para el jabón, disponible con los proveedores de elementos para la fabricación de este producto. Revuelve la glicerina con una cuchara de madera o con paletas de madera para artesanías. Si notas que vuelven a aparecer las burbujas, echa una pequeña cantidad de alcohol. Añade la sal de mar, la sal de mesa, el aceite aromático y la cera de abejas a la vez. Puedes agregar unas pocas gotas de colorante, si así lo deseas; sólo debes asegurarte de revolver bien para que quede homogénea. Vierte la mezcla en un molde para jabón en un recipiente plástico y espera a que se endurezca. Rocía otro poco de alcohol si aparecen burbujas cuando echas la mezcla en el recipiente. Cuando el jabón esté duro, generalmente después de 24 horas, puedes quitarlo del envase y cortarlo de la forma en que prefieras. Envuelve el jabón de glicerina con un plástico para evitar que se reseque.

Más galerías de fotos

comentarios

Filtrar por:
  • Mostrar todos
  • Artículos
  • Galerías de fotos
  • Videos
Ordenar:
  • Más relevante
  • Más popular
  • Más reciente

No se encuentran artículos disponibles

No se encuentran slideshows disponibles

No se encuentran videos disponibles

Copyright © 1999-2014 Demand Media, Inc. Acerca de

El uso de este sitio constituye la aceptación de los términos y política de privacidad de eHow. Ad Choices es-US

Demand Media