Cómo recuperarse rápido de la extracción de la muela de juicio

Escrito por lori a. selke | Traducido por florencia kushidonchi
  • Comparte
  • Twittea
  • Comparte
  • Pin
  • E-mail
Cómo recuperarse rápido de la extracción de la muela de juicio
La extracción de la muela de juicio puede ser realizada por un dentista o un cirujano oral. (Medioimages/Photodisc/Photodisc/Getty Images)

Las muelas de juicio están ubicadas detrás de tus molares, en el extremo posterior de la mandíbula. Debido a los cambios en la dieta y la anatomía, estas muelas suelen verse afectadas, lo cual significa que no pueden salir del borde de la encía y comienzan a interferir con la alineación adecuada del resto de los dientes. En estos casos, el dentista recomendará la extracción de dichas muelas. La recuperación de la extracción de la muela de juicio suele llevar una semana, según San Francisco Dentistry, sobre todo si fue una extracción complicada o difícil.

Otras personas están leyendo

Reposo

La parte más importante de la recuperación de este tipo de extracciones es asegurarte de realizar un reposo adecuado. Puedes pedir unos días libres o programar la cirugía para un viernes a la tarde, de modo que te puedas recuperar durante el fin de semana. Evita realizar actividades extenuantes que puedan soltar los puntos o desprender algún coágulo sanguíneo en la cavidad dental al menos durante una semana.

Hemorragia

Deja la gasa que el dentista o cirujano utilizaron para cubrir la herida en su lugar durante al menos 30 minutos. Cámbiala según te hayan indicado. No escupas la sangre, ya que esto podría desprender un coágulo. Si la hemorragia leve persiste, puedes utilizar una bolsita de té tibia o fría como cataplasma. El tanino presente en el té te ayudará a reducir la inflamación y la hemorragia y también te ayudará a aliviar la molestia.

Inflamación

Eleva tu cabeza mientras duermes para reducir la inflamación durante la noche. Utiliza compresas de hielo durante el día.

Bebida y alimentos

Los alimentos blandos son los más adecuados durante tu recuperación. La harina de trigo, el yogur, el puré de papas y la compota de manzana son buenas opciones. Las comidas picantes irritarán tu boca y los alimentos duros o crujientes pueden desprender coágulos. Mientras tanto, mantenerte hidratado también acelerará tu recuperación. Toma agua la mayoría de las veces y evita especialmente la cafeína, el alcohol y las bebidas calientes. No utilices un sorbete para tomar, debido a que la acción de sorber puede desprender coágulos.

Higiene bucal

Después de 24 horas puedes cepillarte y limpiarte con hilo dental, aunque te conviene evitar el lado afectado de tu boca si está sensible. No utilices enjuague bucal, especialmente si contiene alcohol. Puedes inhibir la coagulación y prolongar el sangrado. En cambio, utiliza un enjuague de agua con sal cada tanto y luego de las comidas.

Medicamentos y tratamiento del dolor

Toma analgésicos, ya sean recetados o de venta libre, según lo indique tu médico y asegúrate de cumplir con todo el tratamiento con antibióticos que te han indicado. El hielo o una compresa fría contra tu mandíbula, en principio utilizado para reducir la inflamación, también puede ayudarte a disminuir el dolor. Si surge alguna complicación o si experimentas un dolor severo o prolongado, acude al dentista o al cirujano oral de inmediato.

Tabaco

Si fumas, abstente durante al menos 24 horas o más, si es que puedes. El acto de fumar puede implicar el desprendimiento de coágulos sanguíneos. Fumar también interfiere en el flujo sanguíneo hacia la zona de cicatrización, retrasando la recuperación. Si masticas tabaco, abstente de hacerlo durante al menos una semana.

No dejes de ver

Filtrar por:
  • Mostrar todos
  • Artículos
  • Galerías de fotos
  • Videos
Ordenar:
  • Más relevante
  • Más popular
  • Más reciente

No se encuentran artículos disponibles

No se encuentran slideshows disponibles

No se encuentran videos disponibles