La redención de acciones preferentes

Escrito por jay way | Traducido por enrique pereira vivas
  • Comparte
  • Twittea
  • Comparte
  • Pin
  • E-mail
La redención de acciones preferentes
La redención de acciones preferentes. (stock market image by Sydney Alvares from Fotolia.com)

Las acciones preferidas generalmente se consideran una forma de capital, pero algunas acciones preferidas son rescatables después de cierto tiempo, haciendo que las acciones preferidas sean de menor capital. Los inversores y los emisores de acciones preferidas pueden estructurar la redención de acciones preferentes de diferentes maneras. La disposición de la redención especifica la fecha de rescate en su caso e indica quienes podrán atender las acciones preferentes, los accionistas o la empresa emisora ​​o ambos. La redención de acciones preferentes pueden beneficiar tanto a los accionistas como a la empresa emisora. Dependiendo de quién decida llamar, el precio de reembolso puede ser diferente.

Otras personas están leyendo

Cláusulas de rescate

Cuando una empresa emite acciones preferentes, los inversores y la compañía probablemente tienen sus propias evaluaciones sobre las condiciones de negocios de la empresa actuales y futuras. Los inversores se preocupan por la seguridad de sus inversiones en función de su punto de vista acerca de la compañía y, a veces desearían mantener un nivel de liquidez de las inversiones, al exigir que sus acciones puedan canjearse ya sea en una fecha futura específica o en el momento que elijan. La compañía emisora ​​también puede poner una disposición para su propia redención, dándole la opción de llamar a las acciones preferentes en el futuro si eso puede beneficiar a la empresa financieramente.

Ahorro de dividendos

Las empresas suelen obtener capital mediante la emisión de deuda o de acciones ordinarias y es probable que utilicen las acciones preferentes como último recurso. Una empresa puede tener que emitir acciones preferidas, cuando se ha vuelto difícil poder reunir capital. Para atraer a los inversores, la sociedad emisora ​​deberá pagar dividendos relativamente altos en acciones preferentes, aumentando los costos de financiamiento. Con el tiempo, cuando las condiciones de negocio en la empresa emisora ​​mejoran, la empresa puede ser capaz de pagar para redimir sus acciones preferentes costosas y ahorrar en su gran cantidad de pagos de dividendos. O si las tasas de interés caen, con la opción de llamar sus acciones preferentes existentes, la empresa emisora ​​puede refinanciar sus necesidades de capital a través de una deuda más barata o de nuevas acciones preferentes a una tasa de rendimiento más baja.

Calidad de la hoja de balance

Dependiendo de quién necesita la redención, las acciones preferentes no pueden ser clasificadas como patrimonio neto en el balance de la empresa, sino potencialmente como un pasivo. Cuando las cláusulas de rescate requieren el reembolso en una fecha determinada a un precio determinado, la futura redención se convierte en una certeza y las acciones preferentes deben figurar en el pasivo de la empresa. Si los accionistas tienen la opción para redimir en algún momento en el futuro, las acciones preferidas no pueden ser clasificadas como patrimonio, pero no son un pasivo tampoco y pueden aparecer como un elemento de entrepiso entre el pasivo y el patrimonio. Sólo si la empresa emisora ​​tiene el control exclusivo sobre la redención, entonces las acciones preferentes son tratadas como patrimonio. El canje de valores no participativos de acciones preferentes de la compañía ayuda a fortalecer su balance.

Precio de reembolso

La redención de acciones preferentes puede ser un rescate obligatorio por los accionistas o un canje voluntario por la sociedad emisora. Los accionistas podrán solicitar a la empresa el reembolso de sus acciones preferentes si están preocupados por el rendimiento financiero futuro de la compañía. En una redención obligatoria, el precio de rescate es a menudo el precio original que los inversores pagaron por las acciones preferentes en la emisión, más los dividendos acumulados no pagados. Cuando la sociedad emisora ​​voluntariamente redime sus acciones preferentes, por lo general, ofrece a los accionistas una prima sobre su precio de compra inicial con los dividendos adeudados, ya que es probable que la redención beneficie más a la compañía que a sus accionistas.

No dejes de ver

Filtrar por:
  • Mostrar todos
  • Artículos
  • Galerías de fotos
  • Videos
Ordenar:
  • Más relevante
  • Más popular
  • Más reciente

No se encuentran artículos disponibles

No se encuentran slideshows disponibles

No se encuentran videos disponibles