Cómo reemplazar con leche la leche en polvo

2
Ha sido de ayuda

La leche en polvo, también conocida como leche seca, se da cuando el 90 por ciento de la leche líquida se elimina a través de evaporación al vacío. La mayoría de las leches secas se producen a partir de leche descremada ya que no se pone rancia a temperatura ambiente tan rápidamente como la leche en polvo hecha a partir de leche entera. Esto es importante a la hora de reemplazar la leche en polvo con leche líquida. La leche seca se añade a panificados para darle sabor y consistencia al pan, según "Cookwise". Para las recetas, si no tienes leche en polvo, se puede sustituir por leche líquida, pero otros ajustes se deben hacer a la receta.

Jupiterimages/Comstock/Getty Images

Necesitarás

Otras personas están leyendo

Paso 1

Reemplaza todos los líquidos agregados de la receta con la misma cantidad de leche líquida, hasta 1 1/2 tazas. La cantidad de leche agregada a la receta de pan es especialmente importante, ya que usar más de 1/2 taza de leche seca es igual a usar 1 taza y media de leche líquida y eso puede hacer que el volumen del pan disminuya.

Paso 2

Echa la leche en la cacerola.

Paso 3

Haz que la leche hierva a fuego medio o bajo, y revuélvela continuamente o hasta que la leche hierva. Esto se conoce como leche escaldada y evita que que la leche agregada a la receta interfiera con la pasta blanda desactivando la proteína de la leche.

Paso 4

Enfría la leche escaldada a temperatura ambiente.

Paso 5

Combina los otros líquidos de la receta con la leche para sumar el monto total de leche requerido. Por ejemplo, si la receta pide un total de 3 tazas de líquido, usa 1 1/2 de leche escaldada y 1 1/2 tazas de líquido requerido en la receta.

Paso 6

Añade la leche a la receta cuando se indique que añadas los demás líquidos.

Paso 7

Continúa preparando la receta tal como se indica y usa el mismo tiempo de cocción y temperatura.

Referencias

Lee este artículo

Comentarios

Más reciente