Cómo refinar la plata

Escrito por laura hageman | Traducido por ehow contributor
  • Comparte
  • Twittea
  • Comparte
  • E-mail

Cuando refines plata, asegúrate de hacerlo al aire libre donde haya mucha ventilación. Debes tener mucho espacio para poder obtener una reacción más rápida de disolución de la plata. Según cuánta planta tengas que refinar dependerá cuántos baldes de 5 galones (18,9 litros) necesitarás. También puedes usar baldes más grandes siempre que tengas espacio suficiente para la reacción de burbujeo y humo que habrá durante el proceso. Puedes refinar plata usando únicamente ácido o ácido y bicarbonato de sodio.

Nivel de dificultad:
Fácil

Otras personas están leyendo

Necesitarás

  • Delantal de caucho
  • Guantes de goma
  • Gafas protectoras
  • Varilla de madera o plástico
  • Por lo menos 3 ó más baldes de 5 galones (18,9 litros)
  • Un horno de fundición
  • Un filtro
  • Ácido nítrico concentrado
  • Agua

Lista completaMinimizar

Instrucciones

  1. 1

    Coloca 150 ml de ácido nítrico por cada onza (28,3 gramos) de plata que tengas en cada balde. No sobrecargues el balde ya que podría rebalsarse. Necesitarás aproximadamente el doble o el triple de lugar que la cantidad de plata que tienes en el balde. Verás la reacción de burbujeo y humo que puede durar por lo menos 30 minutos. Una vez que estas se detienen, puedes pasar al paso siguiente.

  2. 2

    Toma el ácido y la plata disuelta y viértelos en otro balde. No viertas piezas sólidas junto con la plata y el ácido, ya que contaminarían la plata. A partir de aquí agregarás una onza (28,3 g) de cristales de precipitación de la plata o SAC (según sus siglas en inglés) por cada 40 onzas (1134 gramos) de plata disuelta. Esto hará que la plata se hunda en el fondo del ácido. Espera 30 minutos o más. Luego retira el ácido. Neutraliza y desecha el ácido filtrándolo, para asegurarte de que no se pierdan partículas de plata.

  3. 3

    Lava profusamente la plata. Elimina todo resto de ácido que haya quedado en la plata. Luego agrega unas tres o cuatro gotas de amoniaco, que se verá de color azul si quedan rastros del ácido. De ser así, continúa enjuagando y vuelve a aplicar el amoniaco. No agregues demasiado ya que podría dañar la plata. Luego, seca.

  4. 4

    Usa bicarbonato de sodio junto con jarabe para panqueques Kero, sal, agua y limpiador de desagües Red Devil para emplear un proceso diferente de refinación de la plata. Básicamente se trata del mismo procedimiento que se usó con el ácido nítrico, pero de esta forma es más fácil no perder ninguna partícula de plata. Comienza disolviendo la plata con ácido en el balde de plástico. Agrega sal al ácido hasta que dejen de aparecer grumos blancos. Luego vierte el ácido en otro balde.

  5. 5

    Agrega bicarbonato de sodio al ácido. Agrega unas dos cucharadas de bicarbonato de sodio que lo neutralizará. Luego filtra los precipitantes blancos que formó la sal, que es cloruro de plata puro. Enjuaga la plata con agua. Agrega el limpiador de desagües Red Devil al cloruro de plata hasta que se vuelva negro. Vuelve a enjuagar con agua. Luego, agrega el jarabe Kero hasta que las partículas se vuelvan plateadas. Esto dará por resultado la plata refinada. Asegúrate de enjuagarla y limpiarla de cualquier producto químico que haya quedado en ella.

No dejes de ver

Filtrar por:
  • Mostrar todos
  • Artículos
  • Galerías de fotos
  • Videos
Ordenar:
  • Más relevante
  • Más popular
  • Más reciente

No se encuentran artículos disponibles

No se encuentran slideshows disponibles

No se encuentran videos disponibles