Reglas de la construcción de oraciones

Escrito por rebecca mayglothling | Traducido por florencia kushidonchi
  • Comparte
  • Twittea
  • Comparte
  • Pin
  • E-mail
Reglas de la construcción de oraciones
Armar oraciones implica comprender las partes de las mismas. (Jupiterimages/Photos.com/Getty Images)

Los alumnos entregan escritos que consideran que tienen sentido y lo reciben de vuelta con correcciones de todo tipo de errores. Es frustrante que el alumno no sepa cómo formar una oración de manera apropiada. Existen reglas específicas en el idioma que deben seguir los alumnos para formar una oración correcta.

Otras personas están leyendo

Estructura de la oración

Para armar una oración de manera correcta, el autor debe tener en cuenta la estructura de la misma. Existen cuatro tipos de estructura: simple, compuesta, compleja y compleja-compuesta. Todos ellos deben tener un sujeto y un verbo.

Propósito de la oración

También debe considerarse el propósito de la oración para la construcción correcta de la oración. Los propósitos de una oración pueden ser exclamativos, declarativos, imperativos e interrogativos. Cada construcción de oración tiene ciertas palabras y puntuación para significar su propósito. El autor debe reconocer este propósito en combinación con la estructura de la oración para escribir una oración gramaticalmente correcta.

Concordancia sujeto-verbo

El sujeto y el verbo deben estar en concordancia en todas las oraciones. La oración más simple es la de una palabra, como "¡Ve!". Esta simple oración declarativa implica a un sujeto y un verbo, en donde la orden "¡Ve!" le es dada a un sujeto, que se entiende como "tú". Una oración compuesta, como "El niño está corriendo y la niña está sentada", necesita tener una concordancia de sujeto-verbo. "Niño" en singular no puede concordar con "están" porque este verbo es plural.

Estructura paralela

Las distintas partes de una oración deben coincidir en la forma. Esto significa que cada cláusula de la oración debe estar en la misma forma, ya sea pasado, presente, plural o singular, que las otras cláusulas. Por ejemplo, en una lista utilizamos la misma forma para cada parte de la misma: "El domingo fuimos a la iglesia, escuchamos al sacerdote y fuimos rápido al restaurante". Cada parte de la lista contiene un verbo en pasado seguido de una frase preposicional.

Fragmentos de oraciones y oraciones sin puntuación

Una oración adecuada evita los fragmentos y la falta de puntuación. Los fragmentos de oraciones presentan una cláusula dependiente separada dentro de la oración. Una oración completa incluye un sujeto y un verbo. Busca el sujeto y haz que concuerde con el verbo. Si la oración puede ser extraída del texto y comprendida por sí sola, tiene un sujeto y un verbo, por lo que no es un fragmento de oración.

Las oraciones sin puntuación presentan el problema opuesto. Hay dos o más ideas incluidas en una oración, siendo que tendrían que estar expresadas por separado. La oración puede separarse con "y" en dos combinaciones distintas de sujeto-verbo. Sin embargo, si la oración parece demasiado extensa como para comprender su significado con claridad, entonces es una oración sin puntuación.

No dejes de ver

Filtrar por:
  • Mostrar todos
  • Artículos
  • Galerías de fotos
  • Videos
Ordenar:
  • Más relevante
  • Más popular
  • Más reciente

No se encuentran artículos disponibles

No se encuentran slideshows disponibles

No se encuentran videos disponibles