Remedios caseros para el acné, los forúnculos y los puntos blancos

Escrito por susan defeo Google | Traducido por aldana avale
  • Comparte
  • Twittea
  • Comparte
  • Pin
  • E-mail
Remedios caseros para el acné, los forúnculos y los puntos blancos
Los remedios caseros pueden hacer maravillas para aclarar el acné. (glowing beauty image by Kelly Kane from Fotolia.com)

El acné quístico, también conocido como forúnculo, aparece cuando el exceso de secreciones grasosas bloquean los poros de la piel, causando una infección. Esta afección se caracteriza por la presencia de protuberancias rojas y blandas que están llenas de pus. Los puntos blancos también están llenos de pus pero generalmente no se infectan ni causan incomodidad. Si se lo capta tempranamente, la mayoría de los puntos blancos y forúnculos se pueden tratar en el hogar con métodos naturales.

Otras personas están leyendo

Avena

El dermatólogo Dr. James Fulton, de Newport Beach, California, en su libro "Home Remedies: What Works" (Remedios caseros: cuál funciona), la avena se ha utilizado por siglos como un agente anti inflamatorio y un astringente natural para limpiar el cutis, particularmente los forúnculos rojizos e inflamados. Además, como lo dice el sitio web GrannyMed.com, la avena absorbe el aceite y actúa como agente exfoliante.

Prepara una porción de avena simple según las instrucciones del envase. Esparce la avena fría por todo tu rostro. Cúbrelo con una toalla limpia, humedecida con agua caliente. Relájate y deja que trabaje por 15 minutos antes de enjuagarte el rostro con agua fría. Repite este procedimiento una vez al día durante dos semanas.

Cebolla y ajo

Según el sitio web Home-Remedies-For-You.com, el ajo y las cebollas son dos de los remedios caseros más efectivos para el tratamiento de forúnculos. Combina partes iguales de jugos de estos vegetales en un envase pequeño. Caliéntalo en el microondas por 10 segundos. Sumerge una bola de algodón en el jugo y aplícala directamente sobre el forúnculo. Deja que se seque por 10 minutos, luego enjuágalo con agua caliente.

El jugo de ajo y cebollas ablandan la piel que rodea al forúnculo, haciendo que éste madure para que el pus sea evacuado con manos limpias. Después de quitar el pus con una bola de algodón, limpia la zona con avellana.

Tal como dijo el Dr. Laurie J. Polis en el libro "The Doctors Book of Home Remedies" (El libro del médico sobre remedios caseros), el té ofrece resultados beneficiosos para tratar forúnculos enrojecidos e inflamados, así como para abrir los poros y ayudar a que los puntos blancos drenen.

Para los forúnculos, sumerge un saquito de té de manzanilla en agua fría y colócalo sobre tu mancha por un minuto. Las propiedades anti inflamatorias naturales del té calmarán el enrojecimiento. Un proceso similar se produce con los puntos blancos. Sin embargo, sumerge el saquito de manzanilla en agua caliente y aplícalo sobre tu rostro por 30 segundos. El calor lleva a que el punto blanco se reviente solo o puedes hacerlo eclosionar con tus manos limpias.

Patatas

Según el sitio web Acnetalks.com, las patatas controlan la inflamación del acné y ayudan a secar los puntos blancos. Pela y cocina a la parrilla una patata. Aplástala para hacer un puré y aplica el cataplasma en tu rostro por 20 minutos. Enjuágala con agua fría.

Según el sitio web OrganicFacts.com, los nutrientes que se encuentran en las patatas, como la vitamina C, complejo B y minerales como potasio, magnesio, fósforo y zinc son buenos para la piel. Más allá de ofrecer alivio para las manchas, las patatas se pueden utilizar para limpiar y suavizar la piel y curar quemaduras.

No dejes de ver

Filtrar por:
  • Mostrar todos
  • Artículos
  • Galerías de fotos
  • Videos
Ordenar:
  • Más relevante
  • Más popular
  • Más reciente

No se encuentran artículos disponibles

No se encuentran slideshows disponibles

No se encuentran videos disponibles