Remedios caseros para la obtención de dientes visiblemente más blancos

Escrito por jean jenkins | Traducido por gabriela nungaray
  • Comparte
  • Twittea
  • Comparte
  • Pin
  • E-mail
Remedios caseros para la obtención de dientes visiblemente más blancos
Ilumina tu sonrisa de forma natural y rápida. (woman smile image by Julia Britvich from Fotolia.com)

El blanqueamiento dental se ha convertido en una moda en Estados Unidos. Una sonrisa brillante puede aumentar tu confianza y autoestima. Muchas personas tienen dentistas que supervisan el proceso de blanqueamiento si tienes los tratamientos en la oficina o en casa. Esta es la forma más sabia y eficaz para blanquear los dientes, pero puede ser dura con tu billetera. Si no puedes permitírtelo, hay remedios naturales a partir de ingredientes que probablemente ya tienes en casa y que pueden trabajar durante la noche.

Otras personas están leyendo

El poder del bicarbonato de sodio

El bicarbonato de sodio no es tóxico y se ha utilizado durante muchos años para una gran variedad de fines de limpieza. También es eficaz para la limpieza y blanquear los dientes. También mata los gérmenes en la boca que pueden causar la placa.

Bicarbonato de sodio y fresas

Según Adina Carrel, DMD, dentista privada del Manhattan Dental Arts en Nueva York, un recurso barato y eficaz utiliza el ácido málico para ayudar a blanquear los dientes. La palabra ácido puede preocuparte, pero este ácido se produce con la combinación de bicarbonato de sodio y fresas, por lo que es seguro para usarlo en casa. Machaca una fresa grande y únela con la mitad de una cucharadita de bicarbonato de sodio hasta que se mezclen. Usa un cepillo de dientes suave para difundir esta mezcla uniformemente a través de tus dientes. Deja actuar durante 5 minutos, seguido de un cepillado con pasta dental regular. Enjuaga bien. Úsalo una vez por semana; como el Dr.Carrel advierte, el uso con demasiada frecuencia puede dañarte el esmalte de los dientes.

Bicarbonato de sodio y peróxido de hidrógeno

Añade ¼ de taza de peróxido de hidrógeno, 2 cdas de bicarbonato de sodio, y ¼ de taza enjuague bucal y una taza de agua. Enjuaga la boca durante un minuto completo. Enjuaga bien.

Haz tu propia pasta de dientes blanqueadora mediante la combinación de 2 cdas de bicarbonato de sodio, 2 cdas. peróxido de hidrógeno, ½ cucharadita. de sal de mesa y un poco de pasta dental regular. Cepilla por lo menos durante dos minutos y limpia bien con agua caliente. Cepilla otra vez con pasta dental regular. Puedes usar esto de manera segura una vez por semana.

Bicarbonato de sodio y pasta de dientes

Haz un molde de tus dientes superiores e inferiores con dos pequeños trozos de papel de aluminio. Mezcla 2 cucharadas de bicarbonato de sodio con 2 cdas. pasta de dientes. Pon la mezcla en el papel de aluminio. Coloca el papel en los dientes, consiguiendo una mezcla uniforme sobre los dientes, a continuación, pulsa el papel de aluminio moldeado para adaptarse a la forma natural de tus dientes. Deja actuar de 30 a 60 minutos. Limpia bien con pasta dental regular. No lo uses más de una vez a la semana.

Otros remedios

Cepíllate con vinagre de sidra de manzana durante 5 minutos antes de cepillarte los dientes con pasta de dientes normal.

Come verduras frescas y frota sobre los dientes al masticar. Naturalmente, las verduras abrasivas incluyen el apio, zanahorias peladas, el brócoli y los pepinos sin pelar. No hagas esto frente a los invitados a cenar.

Consideraciones

Blanquea con cuidado. Gordon Christensen, DDS, MSD y PhD de la Asociación Dental Americana advierte evitar daños permanentes. El blanqueamiento de los dientes puede causar sensibilidad e irritación de los tejidos en la boca. Es importante adaptarte a cualquier trabajo de restauración, tales como coronas, y debes consultar con tu dentista antes de incluir el trabajo previo dental en el proceso de blanqueamiento. También señala que hay poca investigación sobre el uso a largo plazo de agentes blanqueadores.

Toma una fotografía de los dientes antes de blanqueamiento. El proceso es gradual y puede que no notes el cambio de color sin comparar con una imagen de antes.

Algunos colores amarillentos son naturales y es un signo de esmalte sano que contiene calcio, un mineral esencial para los dientes. No sobre blanquees hasta el punto de tener un color poco natural o daños en el esmalte. El Dr. Christensen compara este súper blanqueador a una persona mayor que tiñe el pelo negro azabache. Natural es más atractivo.

No dejes de ver

Filtrar por:
  • Mostrar todos
  • Artículos
  • Galerías de fotos
  • Videos
Ordenar:
  • Más relevante
  • Más popular
  • Más reciente

No se encuentran artículos disponibles

No se encuentran slideshows disponibles

No se encuentran videos disponibles