Remedios naturales para hongos blancos vellosos en plantas

Escrito por lisa parris | Traducido por mariana palma
  • Comparte
  • Twittea
  • Comparte
  • Pin
  • E-mail
Remedios naturales para hongos blancos vellosos en plantas
El moho prospera en jardines húmedos y atiborrados en los que la circulación de aire es pobre. (foliage image by Jozz from Fotolia.com)

Ya sea que comience como un polvo gris sobre las hojas, como manchas negras en frutos o como vellosidades blancas en flores, las enfermedades fúngicas se propagan muy rápidamente. Si no se las trata, las plantas se marchitan y con el tiempo mueren. Para mantener el hongo bajo control, puedes utilizar varios remedios naturales no tóxicos cuando aparecen los primeros síntomas de infección.

Otras personas están leyendo

Bicarbonato de sodio

Aunque el bicarbonato de sodio es utilizado frecuentemente en el hogar para limpiar y desodorizar desde mesadas de la cocina hasta apestosos zapatos, no suele aplicarse fuera de la casa. Sin embargo, este producto puede usarse para crear un excelente fungicida multipropósito. Una simple solución compuesta por 1 cucharada de bicarbonato de sodio y 2 cuartos de galón (1,9 l) de agua matará a la mayoría de los hongos. La composición química del bicarbonato de sodio crea un ambiente demasiado alcalino para el crecimiento de los hongos. Para elevar la efectividad, agrega a la solución 1 cucharada de aceite vegetal y media cucharadita de detergente líquido; estos surfactantes cubren las hojas, dificultando la penetración de los microbios.

Vinagre

La idea de que el pH del suelo puede ser disminuido significativamente usando soluciones a base de vinagre en el jardín es un mito. De hecho, se requiere mucho esfuerzo y trabajo para disminuir el pH de un suelo muy alcalino. Sin embargo, el vinagre se puede usar en el jardín. El ácido acético presente en él tratará a las plantas hospederas de enfermedades, incluyendo infecciones fúngicas como la botrytis, la mancha negra y el mildiu. Mezcla 1 cucharada de vinagre de manzana con 1 cuarto de galón (0,9 l) de agua y rocía la solución sobre las plantas. Vuelve a aplicar la mezcla todas las mañanas hasta que la planta esté sana.

Leche

Como ya lo saben quienes son intolerantes a la lactosa, la leche contiene un compuesto llamado ácido láctico. Cuando se aplica abundantemente sobre hojas infectadas por hongos, el ácido disminuye el pH del ambiente circundante, creando un clima que no dará sostén el crecimiento fúngico. Además, la leche contiene fosfato de potasio, que ayuda a inhibir la expansión del hongo. Llena una botella rociadora con leche entera, descremada o en polvo y rocía las partes afectadas dos veces por semana hasta que el hongo ya no sea evidente.

Aspirina

La aspirina moderna contiene un compuesto conocido como ácido acetilsalicílico, el derivado moderno de un químico natural encontrado en la corteza de los sauces. Disuelve 1 aspirina molida en 1 cuarto de galón (0,9 l) de agua para tratar a los hongos. La composición química de la solución de aspirina evitará el crecimiento fúngico sobre las hojas y eliminará el mildiu y el moho del suelo circundante.

No dejes de ver

Filtrar por:
  • Mostrar todos
  • Artículos
  • Galerías de fotos
  • Videos
Ordenar:
  • Más relevante
  • Más popular
  • Más reciente

No se encuentran artículos disponibles

No se encuentran slideshows disponibles

No se encuentran videos disponibles