Cómo usar el removedor de pintura en los muebles

Escrito por ehow contributor | Traducido por irene cudich
  • Comparte
  • Twittea
  • Comparte
  • Pin
  • E-mail
Cómo usar el removedor de pintura en los muebles
Quítale la pintura a una silla antigua para dejar ver la madera original. (Jupiterimages/Polka Dot/Getty Images)

Puedes darle una nueva vida a un mueble antiguo removiendo su pintura existente y revelando la madera original. Una vez eliminada la pintura, puedes aplicarle una nueva terminación para proteger la belleza de la pieza. A esto se le llama recabado. Es tu mejor opción para un mueble si la terminación existente se está descascarando en áreas grandes, está agrietada en superficies amplias, se ha vuelto opaca y oculta la madera o si se pone pegajosa después de haberla limpiado. El removedor de pintura está compuesto por productos químicos que eliminan la necesidad de rascado, pero asegúrate de cubrir tu espacio de trabajo con telas y de usar un removedor de pintura únicamente en un área bien ventilada.

Nivel de dificultad:
Moderadamente difícil

Otras personas están leyendo

Necesitarás

  • Gafas protectoras
  • Guantes resistentes a los productos químicos
  • Barniz o removedor de pintura
  • Pinceles baratos de cerdas naturales
  • Almohadillas abrasivas
  • Cepillo de cerdas plásticas duras
  • Latas de café vacías
  • Rascadores de pintura plásticos o metálicos
  • Piedras sanitarias
  • Trapos de taller
  • Toallas de papel

Lista completaMinimizar

Instrucciones

  1. 1

    Vierte un poco de removedor de pintura dentro de una lata de café vacía o de una lata de pintura para que sea más sencillo de aplicar. Usando un pincel de cerdas naturales, pinta una capa gruesa de removedor de pintura sobre la superficie del mueble. Trabaja rápidamente para esparcir el removedor de la manera más uniforme posible sobre la superficie de madera sin pintar hacia adelante y hacia atrás.

  2. 2

    Vierte el removedor de pintura directamente sobre grandes superficies de la madera como por ejemplo la parte superior de una cómoda. Luego, espárcelo rápidamente con un pincel de cerdas naturales.

  3. 3

    Espera diez minutos o el tiempo especificado en la etiqueta del removedor de pintura y luego verifica si la terminación se ha aflojado lo suficiente como para rascarla fácilmente. De no ser así, espera un poco más o agrega más removedor.

  4. 4

    Retira el removedor y el acabado antiguo con un raspador de plástico o de metal. En áreas redondeadas o talladas, usa un cepillo de cerdas duras o una almohadilla abrasiva para raspar el removedor y la terminación. El removedor se transformará en una sustancia viscosa tipo gel que podrás quitar con el rascador y arrojar dentro del envase lleno de piedras sanitarias. Esto facilitará la eliminación de desechos. Remueve tanta terminación como puedas usando el rascador y los cepillos.

  5. 5

    Lava tu mueble con disolvente y una almohadilla abrasiva para remover cualquier resto de la terminación y de residuo de cera del removedor del mueble.

  6. 6

    Limpia con toallas de papel resistentes o trapos de taller y más disolvente para estar seguro de que se ha eliminado toda la terminación de tu mueble. Si quedan manchas brillantes en la madera, intenta usar un poco más de removedor o raspa con una almohadilla abrasiva y un disolvente.

  7. 7

    Deja que tu mueble se seque durante toda la noche. Aplica la terminación deseada cuando la madera esté completamente seca.

Consejos y advertencias

  • Prueba limpiar el mueble antes de atacarlo con solvente y rascadores. Lávalo con agua jabonosa para ver si al quitarle la mugre y la suciedad luce mejor. Con frecuencia, esto puede producir un pequeño daño a la madera y todo lo que se necesita es una buena limpieza y aplicar cera en pasta para que tu mueble antiguo brille realmente. Si no lo logras con la limpieza, entonces recurre al removedor de pintura.
  • Usa palillos para llegar a la pintura en grietas o áreas talladas.
  • Siempre trabaja en áreas bien ventiladas pues el removedor de pintura puede emanar gases tóxicos. Usa equipo de seguridad como gafas protectoras y guantes de goma para evitar daños provocados por los vapores y las salpicaduras.
  • Tasa tu mueble antes de usar el removedor de pintura. En la mayoría de los casos, restaurar o reparar un mueble incrementará su valor y su belleza. Si posees una pieza muy rara y muy valiosa - en otras palabras, un pieza que podría pertenecer a un museo - no deberías intentar restaurarla tú.

No dejes de ver

Filtrar por:
  • Mostrar todos
  • Artículos
  • Galerías de fotos
  • Videos
Ordenar:
  • Más relevante
  • Más popular
  • Más reciente

No se encuentran artículos disponibles

No se encuentran slideshows disponibles

No se encuentran videos disponibles