Reparación de ligamento cruzado en los perros

Escrito por kate harris | Traducido por alejandra rojas
  • Comparte
  • Twittea
  • Comparte
  • Pin
  • E-mail
Reparación de ligamento cruzado en los perros
Se utiliza la cirugía para reparar la rotura de ligamentos cruzados en los perros. (dog image by Joanna Redesiuk from Fotolia.com)

La cojera repentina o repetitiva de la pata trasera en un perro puede ser un síntoma de daño en el ligamento cruzado. La severidad de la condición depende si el ligamento es parcialmente o completamente roto (desgarrado), así como el peso del perro. A menudo se recomienda la reparación quirúrgica del ligamento dañado para perros más grandes.

Otras personas están leyendo

Articulación de la rodilla

La articulación de la rodilla se forma por tres huesos de la pierna. El fémur, el hueso largo que se adhiere a la cadera, forma la sección superior de la rodilla. La tibia, el hueso que se extiende a la rodilla y al tobillo, forma la parte inferior de la sección de la rodilla. La patela forma la rótula. Los ligamentos o las tiras de tejido fibroso son los que conectan estos tres huesos. Los dos ligamentos cruzados se entrecruzan en la articulación entre la tibia y el fémur. El ligamento cruzado craneal se encuentra cerca de la parte frontal de la pierna, y el ligamento cruzado caudal esta cerca de la parte trasera de la pierna. La función de estos ligamentos es sostener la tibia y el fémur en su lugar y prevenir que resbalen entre sí.

Rotura de ligamento cruzado

La rotura de ligamento cruzado describe un ligamento que ha sido desgarrado por una lesión o una enfermedad degenerativa. Algunas razas tienen mayor riesgo de degeneración de ligamento cruzado y son más propensas a la rotura. Un perro con un ligamento cruzado roto se reconocerá por una pata (usualmente trasera) con mucho dolor que no pondrá poner peso sobre ella para caminar. La rotura del ligamento cruzado craneal es la lesión más común de la rodilla en los perros, mientras que la rotura del ligamento cruzado caudal es extremadamente rara.

Cirugía

Los perros con menos de 30 libras (13 kg), a menudo no necesitan intervención quirúrgica. Para los perros pequeños a menudo se receta encierro estricto, medicamentos antiinflamatorios y la pérdida de peso. El 65% de los perros pequeños mejoran considerablemente en seis meses. La cirugía puede recomendarse si no se ve una mejora dentro de seis a ocho semanas. Los perros con más de 30 lbs (13 kg) de peso casi siempre requieren cirugía para corregir el problema y evitar una potencial cojera permanente. Sólo el 20% de los perros más pesados mejoran con la cirugía.

Hay tres opciones quirúrgicas principales que considerar para la reparación de los ligamentos cruzados. La primera opción es llamada técnica de sutura lateral. Este procedimiento utiliza un material sintético de sutura para recrear el ligamento desgarrado en los perros menores de 70 a 80 libras (31 a 36 kg). La segunda opción se llama osteotomía de nivelación de meseta tibial (siglas en inglés TPLO). Esta cirugía altera la forma de la tibia al cortarla y volviendo a pegar las porciones del hueso con placas y tornillos. El resultado es una articulación de rodilla más estabilizada. La tercera opción es la tuberosidad tibial avanzada (siglas en inglés TTA), la cual también corta y luego vuelve a pegar una porción del hueso de la tibia para alterar la mecánica de la articulación.

Recuperación

Después de la realización de la cirugía de rodilla, el perro debe mantenerse completamente sin cargar peso por dos semanas. Es limitado a caminar con correa por un mínimo de otras seis semanas para asegurar la curación completa. Se aumenta gradualmente el ejercicio hasta que se le permite regresar a sus niveles normales de actividad aproximadamente cuatro meses después de la cirugía. La terapia física también puede ayudar a acelerar la recuperación.

Pronóstico

La tasa de éxito para la cirugía de reparación de ligamento cruzado es mayor que el 85%. Un perro con sobrepeso debe regresar a su peso normal para asegurar resultados óptimos. La enfermedad articular degenerativa puede ocurrir a medida que el perro envejece, y su severidad se determina en gran medida por el grado de la lesión y el tiempo de lapso entre la lesión y la cirugía.

No dejes de ver

Filtrar por:
  • Mostrar todos
  • Artículos
  • Galerías de fotos
  • Videos
Ordenar:
  • Más relevante
  • Más popular
  • Más reciente

No se encuentran artículos disponibles

No se encuentran slideshows disponibles

No se encuentran videos disponibles