Cómo reparar una dirección asistida

Escrito por karen miller
  • Comparte
  • Twittea
  • Comparte
  • Pin
  • E-mail
Cómo reparar una dirección asistida
(Jupiterimages/Photos.com/Getty Images)

La dirección asistida es una función encontrada en automóviles que junta y dirige una porción de la fuerza y energía del vehículo hacia el eje de las ruedas. Si tienes dirección asistida en tu automóvil, puedes estar familiarizado con el irritante y frustrante gemido y sonido de raspado que proviene de la columna de la dirección. Esto puede ser causado por una baja energía en la presión de la dirección de fluidos o falta de vacío en las mangueras. Hay una forma sencilla de solucionarlo que puedes intentar para reparar la dirección.

Nivel de dificultad:
Fácil

Otras personas están leyendo

Necesitarás

  • Tenazas
  • Una bomba de vacío con medidor

Lista completaMinimizar

Instrucciones

  1. 1

    Enciende tu automóvil y abre el capó para exponer el compartimento del motor. Espera que el motor esté completamente frío antes de tocarlo si estuvo funcionando antes de la reparación.

  2. 2

    Ubica la cubierta del depósito redondo con la inscripción Líquido de dirección y gírala hasta la izquierda hasta que se suelte. Podrás ver el interior del depósito una vez que hayas quitado la cubierta.

  3. 3

    Ajusta las abrazaderas que separan la manguera del depósito de fluidos con tenazas hasta que sostengan a la manguera firmemente en su lugar. Si esta no puede ser ajustada de modo que no se pueda mover o si tiene agujeros o fugas, reemplaza la manguera.

  4. 4

    Agrega más fluido en el depósito hasta que esté medio lleno. Coloca la boquilla de la bomba de vacío en la apertura del depósito.

  5. 5

    Impulsa el manubrio de la bomba para crear succión dentro del depósito hasta que el medidor marque 20. Suelta el manubrio y quita la bomba cuando consigas que la aguja llegue a 20 en el medidor.

  6. 6

    Vuelve a llenar el depósito hasta la mitad y repite el proceso de bombeo. Sigue repitiendo este proceso hasta que el nivel de fluido no disminuya.

  7. 7

    Finaliza el depósito con fluido hasta que alcance la marca de nivel de frío.

  8. 8

    Controla que no se formen burbujas en el depósito del fluido. Si ves burbujas, frena el motor y repite el proceso una vez más.

  9. 9

    Vuelve a colocar la cubierta del depósito y ajústalo hacia la derecha.

Consejos y advertencias

  • Puedes controlar el fluido a menudo para evitar generar tensión innecesaria en la dirección.
  • Nunca toques un motor caliente pues te puedes quemar severamente.

No dejes de ver

Filtrar por:
  • Mostrar todos
  • Artículos
  • Galerías de fotos
  • Videos
Ordenar:
  • Más relevante
  • Más popular
  • Más reciente

No se encuentran artículos disponibles

No se encuentran slideshows disponibles

No se encuentran videos disponibles