Resonancia magnética para el diagnóstico de lesiones en tejidos blandos en perros

Escrito por serena thomas | Traducido por mila guevarian
  • Comparte
  • Twittea
  • Comparte
  • Pin
  • E-mail
Resonancia magnética para el diagnóstico de lesiones en tejidos blandos en perros
(pit bull dog image by Danuta Kania from Fotolia.com)

La resonancia magnética es una técnica de diagnóstico por imagen que proporciona a los médicos una “instantánea” de lo que está ocurriendo en el cuerpo del perro. Ciertos tipos de tejidos no pueden ser evaluados con claridad utilizando otros métodos. Las lesiones que se producen en los tejidos blandos pueden ser difíciles de tratar, ya que tardan más en curarse. La resonancia magnética es una buena manera de evaluar el grado de recuperación del perro. Esta prueba requiere que el perro sea medicado antes del procedimiento y algunos animales no toleran esta medicación.

Otras personas están leyendo

Resonancia magnética

Las imágenes por resonancia magnética o IRM proporcionan una clara sección transversal de los tejidos de la parte del cuerpo del perro que está siendo escaneada. Esta técnica funciona detectando el alineamiento de la polaridad de las moléculas de agua del organismo del animal y leyendo las diferentes densidades de los tejidos. La máquina proporciona a los médicos una visión clara de los distintos tejidos, que les permitirá detectar anomalías que tal vez sean las causantes de los síntomas observados.

Tejidos blandos

Cuando se habla de tejido blando del perro, normalmente se hace referencia al tejido conectivo que sostiene el sistema esquelético. Los músculos trabajan contrayéndose y extendiéndose para que las extremidades del perro y otras partes de su cuerpo se muevan. Los tendones conectan los músculos al hueso y en ellos hay menos flujo sanguíneo que en los músculos, es decir, están menos vascularizados. Los ligamentos unen un hueso a otro (por lo general, sobre una articulación) y tienen aún menos vasos sanguíneos. Los cartílagos proporcionan una especie de cojín para aliviar la fricción del movimiento de un hueso sobre otro en las articulaciones; son los que tienen menos flujo sanguíneo. Debido a la escasa vascularización de estos tejidos, cuando el perro sufre una lesión en estas partes del cuerpo, la curación puede llevar meses.

Por qué una resonancia magnética

Los tejidos blandos no aparecen con facilidad en otros dispositivos de imagen (por ejemplo, a través de rayos X). Las radiografías muestran bien los huesos y los tejidos blandos anexos. Los ultrasonidos muestran bien los tejidos blandos, pero no ofrecen una imagen tan clara y algunos desgarros pequeños pueden no apreciarse. Algunas lesiones, como la rotura de ligamentos cruzados, pueden ser sintomáticas, ya que el perro cojea, pero no se ve con claridad el alcance del daño. En casos como éste, la resonancia magnética mostrará la gravedad de la lesión, por pequeña que sea. Con la ayuda de estas claras imágenes, el médico podrá decidir si es preciso intervenir quirúrgicamente al perro o si la operación puede esperar.

Seguimiento

A veces, realizar una resonancia magnética es también la única forma de reevaluar el proceso de curación. Si se trata de algún problema que en inicio solamente pudo ser detectado a través de esta técnica, realizar una nueva resonancia magnética será la única manera de averiguar el estado de la zona afectada. En el caso de otros pacientes, que pasan por otros procedimientos pero están teniendo problemas en la fase de recuperación o rehabilitación, la resonancia magnética podrá proporcionar al médico una clara idea de donde reside el problema. Esta técnica también puede ayudar a descartar un problema físico como causa de la cojera. Si la imagen es limpia, es posible que el problema del perro sea psicosomático.

Contraindicaciones

La resonancia magnética debe realizarse cuando el animal esté completamente tranquilo, o de lo contrario la imagen no será clara. Normalmente, el perro tendrá que ser sedado o anestesiado completamente con el fin de obtener la imagen deseada. Los medicamentos que se utilizan en la anestesia pueden suponer un peligro para algunos perros, por lo que este riesgo tendrá que ser sopesado frente a los beneficios de la resonancia magnética.

No dejes de ver

Filtrar por:
  • Mostrar todos
  • Artículos
  • Galerías de fotos
  • Videos
Ordenar:
  • Más relevante
  • Más popular
  • Más reciente

No se encuentran artículos disponibles

No se encuentran slideshows disponibles

No se encuentran videos disponibles