Riesgo de los préstamos bancarios

Escrito por collin fitzsimmons | Traducido por maría florencia lavorato
  • Comparte
  • Twittea
  • Comparte
  • Pin
  • E-mail
Riesgo de los préstamos bancarios
Hay muchos riesgos asociados con los préstamos bancarios. (Pile of dollar coins closeup image by nikitsin from Fotolia.com)

Hay muchos riesgos asociados con préstamos bancarios, para el banco y prestamistas. Un análisis detallado de riesgo requiere comprender su significado. El riesgo es la probabilidad de ciertos resultados o la incertidumbre sobre ellos, sobre todo una amenaza negativa existente intentando un objetivo monetario. El riesgo en los préstamos bancarios pueden ser: de crédito, falta de pago a tiempo o en absoluto, de tasa de interés, disminución de tasas de interés de préstamos y el banco no gane lo suficiente y el riesgo de liquidez, o sea que los depósitos sean retirados rápidamente del banco, dejándolo corto de efectivo inmediato.

Otras personas están leyendo

Riesgo y rendimiento

Gran parte de la economía se puede caracterizar por un intercambio entre riesgo y rentabilidad. Existen riesgos asociados con todas las acciones. "Riesgo" significa la posibilidad de que tu inversión, tiempo, esfuerzo o dinero, se pierda en lugar de utilizarse de manera productiva. Corres el riesgo de dejar caer tu cono de helado cada vez que tienes uno en la mano, querrás pensarlo de ese modo. En general, a mayor potencial de retorno, más riesgo podría haber; los economistas llaman a esto una relación inversa. Por ejemplo, es relativamente fácil obtener una retribución justa sobre una factura del Tesoro, aunque la tasa será inferior al 5 por ciento anual. Las facturas del Tesoro son fiables, pero no muy rentables. Sin embargo, el mercado de valores es un vehículo de alto riesgo que puede generar una mayor retribución (alrededor del 11 por ciento anual es considerado la rentabilidad histórica nominal de la bolsa de valores) o resultar en pérdida. Diferentes inversiones van a ser buenas para personas diferentes, pero con la mayoría de las inversiones, las dos cosas que serán analizadas son los riesgos asociados con la inversión y su retorno potencial.

Riesgo y préstamos bancarios

El punto de asumir riesgos en primer lugar es para conseguir una oportunidad de una mayor rentabilidad y cuando los bancos hacen préstamos, están emprendiendo varios tipos de riesgo, con la esperanza de tener un retorno Teóricamente, al menos, los bancos ganan dinero cuando combinan pequeños depósitos de ahorro de las personas y reúnen esos fondos en préstamos, los cuales prestan a prestatarios solventes, que pagan de nuevo más intereses de lo que el banco paga a los depositantes, generando una ganancia para el banco. Cuando un banco hace un préstamo, sin embargo, hay varias formas en que las que el modelo con fines de lucro pueda volverse en su contra.

Riesgos bancarios

Cuando un banquero hace un préstamo, está asumiendo el riesgo de que el prestatario pague el préstamo (riesgo de crédito), y también de que los fondos prestados no serán necesarios para pagar los retiros o para cuidar los negocios bancarios regulares, evitando así las corridas bancarias (riesgo de liquidez). Además, el banquero está asumiendo el "riesgo de tipo de interés", que es más sutil, pero está presente. El riesgo de interés representa la posibilidad de que el banco de alguna manera haya valorado sus préstamos y tasas de interés de manera incorrecta, ya sea culpa del banco o por culpa del mercado en constante cambio. Si resulta que los pagos de los préstamos no son lo suficientemente altos como para cubrir los gastos de depósito (o si la ganancia del banco en los préstamos es inferior a las pérdidas de los depósitos), el banco dejará de ser rentable.

Riesgos del depositario

Los depositantes tienen su propia serie de riesgos. Lo más significativo, es su preocupación por el riesgo de crédito; si el banco quiebra, el depositante se pregunta si podrá recuperar el dinero que depositó. Sin embargo, los depositantes no tienen realmente un número de riesgos comparable al de los banqueros, debido a que los resguardos están en su lugar. Es probable que la mayoría de los bancos se niegue a devolver los depósitos a sus depositantes y el FDIC asegura los depósitos bancarios hasta un monto fijo, por lo cual este riesgo es relativamente bajo. Otros riesgos que los depositantes pueden tener (como el riesgo de que los bancos no pagarán los intereses o altas tasas de interés suficientes), son comparados incidentalmente con la devolución de sus depósitos.

Riesgo del prestatario

Los riesgos son relativos a cada persona, por lo cual no es de extrañar que el prestatario tenga su propio conjunto de riesgos que le preocupen. En primer lugar, tiene un préstamo por una razón y si pidió prestado, lógicamente, tomó prestado de manera que las retribuciones de la inversión en las que se utilizará el préstamo es más alta que el costo del préstamo, anticipándose a largo plazo. Esto significa que el prestatario tiene un riesgo: de que el retorno de la inversión sea muy bajo y los costos del préstamo demasiado elevados, por lo cual su esfuerzo será un fracaso financiero. Esta es una forma de riesgo de interés. El prestatario se enfrenta a otros riesgos (riesgo de crédito asociado a la inversión, por ejemplo), pero estas otras formas de riesgo se reflejan sobre la inversión, no en el préstamo. El riesgo más grande para un prestatario, entonces, es que algo saldrá mal con la inversión y no podrá pagar el préstamo.

No dejes de ver

Filtrar por:
  • Mostrar todos
  • Artículos
  • Galerías de fotos
  • Videos
Ordenar:
  • Más relevante
  • Más popular
  • Más reciente

No se encuentran artículos disponibles

No se encuentran slideshows disponibles

No se encuentran videos disponibles