Mi secadora se recalienta y se apaga automáticamente

Escrito por christie gross | Traducido por enrique pereira vivas
Mi secadora se recalienta y se apaga automáticamente

Aspira periódicamente la rejilla de ventilación para que el aire caliente pueda escapar.

Ryan McVay/Photodisc/Getty Images

Las secadoras están diseñadas con un dispositivo de seguridad que apaga automáticamente la secadora cuando las temperaturas interiores son lo suficientemente calientes como para que se sobrecaliente. El fusible térmico, el componente de seguridad principal responsable del seguimiento de calor en la secadora, normalmente es lo que detiene la secadora. Cuando el fusible se funde, el funcionamiento de la secadora puede ser alterado. Si tu secadora se sobrecalienta de forma continua, sin embargo, debes evaluar los problemas de la secadora. Una secadora que repetidamente se sobrecalienta puede dañar el aparato y la ropa interior, y es un riesgo de incendio.

Otras personas están leyendo

Trampa de pelusas obstruida

Después de cada carga de ropa, vacía la trampa de pelusa para evitar que las pelusas entren en la rejilla de ventilación y la obstruyan. La pelusa se produce a partir de pequeñas fibras que salen de las telas cuando gira en el tambor durante el lavado. Si la salida de aire se obstruye con pelusas, el aire caliente no tiene a dónde ir, y en consecuencia, la secadora se pone muy caliente y puede recalentarse.

Termostato desgastado

Cada secadora tiene un termostato que controla la temperatura dentro de la secadora. Si la temperatura es demasiado caliente, ésta envía una señal al elemento de calentamiento para detener la generación de aire caliente o para bajar la temperatura del aire que produce. Sin embargo, cuando falla el termostato, el calor de la secadora no está debidamente regulado y la secadora es propensa al sobrecalentamiento. Consulta a un técnico de reparación de secadoras para que inspeccione el termostato y cámbialo por uno nuevo si está defectuoso.

Elemento de calefacción defectuoso

Un elemento de calefacción de la secadora es responsable para el calentamiento de aire y dirigirlo hacia el tambor para secar la ropa. Con el tiempom con el uso repetido, el elemento de calentamiento puede funcionar mal. Cuando esto ocurre, se podría producir más calor de lo que necesita la secadora para secar la ropa eficazmente. Como resultado, la temperatura del aire en la secadora se eleva rápidamente y se recalienta la secadora. Ponte en contacto con un técnico de reparación de secadoras para evaluar el desempeño del elemento de calefacción. Reemplaza las piezas dañadas por unas nuevas

Sobre el fusible térmico

Si la temperatura es demasiado caliente, el fusible térmico le indica a la secadora para que se apague automáticamente para evitar el sobrecalentamiento. Si el fusible se activa, debe ser reemplazado para restablecer el funcionamiento normal de la secadora; no puedes reiniciarlo. Ponte en contacto con un especialista en reparación de secadoras para cambiar la parte desgastada o conseguir un nuevo fusible térmico de una tienda que venda electrodomésticos. Consulta el manual de instrucciones de la secadora para buscar y reemplazar un fusible fundido.

No dejes de leer...

Filtrar por:
  • Mostrar todos
  • Artículos
  • Galerías de fotos
  • Videos
Ordenar:
  • Más relevante
  • Más popular
  • Más reciente

No se encuentran artículos disponibles

No se encuentran slideshows disponibles

No se encuentran videos disponibles

Copyright © 1999-2015 Demand Media, Inc. Acerca de

El uso de este sitio constituye la aceptación de los términos y política de privacidad de eHow. Ad Choices es-US

Demand Media