Cómo secar tomillo fresco

Escrito por linda batey
  • Comparte
  • Twittea
  • Comparte
  • E-mail

¿Por qué comprar esas caras botellas de tomillo cuando es más fácil y barato secarlo tú misma? Sigue las instrucciones de más abajo para secar tu propio tomillo y tenerlo a mano para cuando tus recetas favoritas lo requieran.

Nivel de dificultad:
Fácil

Otras personas están leyendo

Necesitarás

  • Una cuerda

Lista completaMinimizar

Instrucciones

  1. 1

    Agita las ramas para quitar la suciedad y el polvo. Lavarlas sólo favorece la formación de moho y no permite que se seque corectamente.

  2. 2

    Agrupa las ramas en pequeños ramos con los tallos en la misma dirección. El conjunto de los tallos no debe ser más grueso que tu dedo meñique.

  3. 3

    Ata los tallos para mantenerlos juntos pero sin apretar demasiado. Si están demasiado apretados evitarás la circulación del aire y si están demasiado flojos el ramo se desarmará.

  4. 4

    Cuelga estos ramos con los tallos hacia arriba en un área donde haya buena circulación y mantenlos fuera de la luz del sol. Se secarán por completo en unos 10 días.

  5. 5

    Una vez que el tomillo esté completamente seco, desata los ramos y rompe el tomillo en pequeños trozos. Almacénalo en un recipiente de vidrio con una buena tapa.

Consejos y advertencias

  • Ata una cinta pequeña alrededor de los tallos para hacer un hermoso refrescante de ambientes para tu cocina o para regalar.
  • Las pequeñas espiguillas de hierbas secas le dan un lindo aspecto a tu mesa, sólo ponlas entre los dobleces de una servilleta de lino.
  • No trates de secar las hierbas en un lugar húmedo, como un sótano o un baño, porque favorecerás la formación de hongos y moho en las ramas y las malograrás.

No dejes de ver

Filtrar por:
  • Mostrar todos
  • Artículos
  • Galerías de fotos
  • Videos
Ordenar:
  • Más relevante
  • Más popular
  • Más reciente

No se encuentran artículos disponibles

No se encuentran slideshows disponibles

No se encuentran videos disponibles