El seguro está atascado en la cerradura de mi puerta

Escrito por jack burton | Traducido por pau epel
  • Comparte
  • Twittea
  • Comparte
  • Pin
  • E-mail
El seguro está atascado en la cerradura de mi puerta
La cerradura del pomo de una puerta protege el hogar del mundo exterior. (Comstock/Comstock/Getty Images)

Desde que la gente ha tenido propiedades personales que vale la pena proteger, han habido métodos para hacerlo. Las cerraduras con seguro han existido por siglos, y los mismos problemas que afectaron a las primeras, también hacen que las cerraduras modernas se congelen y atasquen. Arreglar la cerradura del pomo sólo toma unos minutos si no hay ningún problema estructural con ésta.

Otras personas están leyendo

Cómo funciona

Las cerraduras de seguro funcionan con pernos al interior de la cerradura, que evitan que el pestillo se mueva hacia atrás en la cerradura. Al insertar la llave en el orificio, las muescas de la llave se acoplan con los pernos al interior. Cuando hay un perfecto acoplamiento, al girar la llave insertada, se mueven los pernos y dejan de bloquear el mecanismo de apertura, lo que permite a la perilla girar y mover el pestillo fuera de la jamba de la puerta.

Razones para fallar

A pesar de que la cerradura de seguro es simple por naturaleza, es posible que falle. La suciedad y residuos pueden acumularse a lo largo del tiempo y obstruir el mecanismo. La grasa que pasa de tus dedos a las llaves y luego a los pernos internos, puede causar problemas también, especialmente en climas fríos. En áreas con mucha humedad se puede formar óxido al interior de la cerradura. Quitando la perilla de la puerta y limpiando su interior sólo requiere algunos destornilladores pequeños y artículos de limpieza como hisopos de algodón, palillos de dientes y alcohol.

Quitar el pomo

Una cámara digital puede ser útil al retirar, limpiar y reemplazar el pomo. Con esto, se puede grabar cada paso y cómo las partes se relacionan con otras si hay confusiones sobre cómo iban encajadas. Al introducir un destornillador pequeño y delgado bajo el anillo protector del pomo de la puerta, este anillo saltará fuera. Algunos pomos tienen acceso directo a tornillos sin necesidad de quitar el anillo. Los dos tornillos largos se retiran de la perilla. Es útil tener a alguien sosteniendo la perilla exterior mientras se realiza este paso.

Limpieza

Después de retirar los tornillos, las perillas interior y exterior deberían salir de la puerta con un suave tirón, dejando el pestillo dentro del agujero de la puerta. Tira del pestillo a través del agujero lateral. Limpia cuidadosamente los pernos y otras partes móviles con un hisopo de algodón empapado en alcohol. Utiliza el palillo de dientes para alcanzar cualquier punto duro, o para remover residuos persistentes. Una vez el mecanismo está limpio y seco, rocíalo ligeramente con aerosol de silicona, o aplica una pequeña cantidad de lubricante sobre los pernos.

Funcionar de nuevo

Coloca la llave en la cerradura y muévela hacia adelante y hacia atrás, para hacer contacto entre los pernos y las demás partes. Estos pernos deben ahora girar suave y libremente. Si todavía están atascados, hay algo mal con el mecanismo de la cerradura, su mecanismo interior necesita reemplazo. Estos componentes de cerraduras vienen en un juego completo, que está disponible en cerrajerías y algunas ferreterías. Sólo tira del mecanismo interior completo con tus dedos y coloca el nuevo en su lugar. Reemplaza el pestillo entero y bloquearlo de la misma manera que fue retirado, y la puerta debería funcionar como se desea.

No dejes de ver

Filtrar por:
  • Mostrar todos
  • Artículos
  • Galerías de fotos
  • Videos
Ordenar:
  • Más relevante
  • Más popular
  • Más reciente

No se encuentran artículos disponibles

No se encuentran slideshows disponibles

No se encuentran videos disponibles