¿Las semillas tienen caducidad y pueden echarse a perder?

Escrito por kim joyce | Traducido por pei pei
  • Comparte
  • Twittea
  • Comparte
  • Pin
  • E-mail
¿Las semillas tienen caducidad y pueden echarse a perder?
Las semillas con alto contenido en grasas -como las de girasol- a menudo caducan antes que otras que son más secas. (Jupiterimages/Photos.com/Getty Images)

Dentro de cada semilla se encuentra todo lo que una planta adulta de determinada especie necesita para iniciar su vida. Hasta las semillas más pequeñas tienen ventajas, pues cuentan con un sistema compacto y muy eficiente de almacenamiento de información genética. En diversos grados, las semillas protegen a las generaciones futuras de plantas de la extinción durante los años de sequía y otras condiciones inhóspitas de crecimiento. La semilla viable más antigua que se conoce pertenece a una especie de palma datilera de Judea de más de 2.000 años de antigüedad, que fue encontrada durante una excavación arqueológica en el palacio del rey Herodes. De no ser por el tan eficaz sistema de almacenamiento que permitió la preservación de esta semilla - que fue germinada y hecha crecer con éxito-, la planta madre se hubiera extinto del todo. La mayoría de las semillas no sobreviven tanto tiempo y en algún momento dejan de ser viables; es decir, dejan de ser capaces de germinar y crecer.

Otras personas están leyendo

Viabilidad de la semilla

De acuerdo con el sitio web de la Extensión de la Universidad Estatal de Colorado, las semillas de flores anuales germinarán durante el lapso correspondiente al primer y tercer año después del almacenaje, sin necesidad de que se les brinde atención especial; mientras que por su parte, las semillas de flores perennes permanecerán viables durante dos y hasta máximo cuatro años después de ser almacenadas. Las semillas de lechuga y el perejil son típicamente viables durante sólo un año. Las de calabaza, zapallo y melón todavía pueden germinar después de tres o cuatro años. Las empresas que venden semillas intentan evitar el desperdicio por parte de los consumidores por medio del embalaje y venta de semillas recomendadas para su uso únicamente durante el año en curso. La mayoría de las semillas se conservan viables en un 70 u 80 por ciento cuando se germinan durante el tiempo recomendado que señala en el empaque. Muchas semillas germinan bien aún durante el año posterior inmediato, sin embargo, esto depende de la manera en que hayan sido almacenadas y preparadas para permanecer guardadas.

Almacenamiento correcto de semillas

Es posible ahorrar una gran cantidad de dinero destinado para la compra de semillas al rescatar los remanentes de semillas de las cosechas anuales y más aún, mediante la recolección de semillas no híbridas. Prepara tus dotaciones de semillas en envoltorios de papel -con nombre y fecha- y colócalas ya envueltas en el interior de recipientes a prueba de humedad o en frascos de vidrio que guardarás en un refrigerador o congelador. Incluye un agente desecante en el fondo de los contenedores, como pueden ser unos cuantos granos de arroz secos.

Secado de semillas para extender su viabilidad

Es posible almacenar semillas que germinen con éxito hasta por 10 años o más reduciendo la humedad de cada unidad a un 8 por ciento antes de colocarlas en almacenamiento en frío, explica el sitio web de la Extensión de la Universidad Estatal de Colorado. Para lograr esto, basta con colocar tus semillas esparcidas en una bandeja de secado y a continuación, con ponerlas afuera a la sombra durante un día muy cálido y seco. Alternativamente, puedes secar semillas en un horno convencional -nunca en un microondas- a una temperatura 100 grados Fahrenheit (38 grados Celsius) con la puerta abierta. No exageres con el secado o sólo producirás "semillas duras" que no absorberán suficiente agua como para que logren germinar bien.

Prueba de viabilidad de la semilla

Si no estás seguro de cuan viable es un lote de semillas, intenta descubrirlo con ayuda de una prueba de germinación simple. Coloca 10 semillas en una toalla de papel húmeda y doblada y luego coloca el envoltorio dentro de una bolsa de plástico. Sella bien el paquete. Asegúrate de etiquetar la bolsa con el tipo de semilla y la fecha de prueba. Deja la bolsa a temperatura ambiente durante un lapso de siete a 10 días o más si se trata de semillas de germinación lenta como las de zanahoria, apio y perejil. Después, simplemente cuenta el número de semillas que logren brotar. Si tienes ocho o más semillas germinadas, entónces tienes una tasa de viabilidad del 80 por ciento o más, por lo tanto, ese lote aún está en buenas condiciones. Desecha cualquier lote con cinco brotes o menos. Si encuentras que germinaron seis o siete semillas, puedes utilizar el lote al que pertencen, sólo que deberás colocar más unidades de las que normalmente deberías poner para aumentar las posibilidades de tener al menos una planta por cada tanda de semillas.

No dejes de ver

Filtrar por:
  • Mostrar todos
  • Artículos
  • Galerías de fotos
  • Videos
Ordenar:
  • Más relevante
  • Más popular
  • Más reciente

No se encuentran artículos disponibles

No se encuentran slideshows disponibles

No se encuentran videos disponibles