¿Qué significa cuando una picadura de garrapata en un gato está hinchada y sangra?

Escrito por kent page mcgroarty | Traducido por lucrecia garcía
  • Comparte
  • Twittea
  • Comparte
  • Pin
  • E-mail
¿Qué significa cuando una picadura de garrapata en un gato está hinchada y sangra?
Revisa a tu gato al aire libre en busca de garrapatas todos los días. (cat image by Darren Ager from Fotolia.com)

Las picaduras de garrapatas son más comunes en los felinos que pasan la mayor parte de su tiempo al aire libre. Mientras que el gato puede no darse cuenta de que tiene una de estas sanguijuelas, es importante retirar la garrapata tan pronto como sea posible para evitar la posible transmisión de enfermedades. Las garrapatas también pueden adherirse a los humanos y propagar enfermedades. Una picadura de garrapata que se ha hinchado y sangra puede ser indicativo de numerosos temas, desde reacciones alérgicas básicas hasta problemas de salud más graves, tales como enfermedades transmitidas por las garrapatas.

Otras personas están leyendo

Definición de garrapata

Las garrapatas son un tipo de parásito chupasangre que se adhiere a la piel de un mamífero como gatos, perros, ciervos y seres humanos. Las garrapatas adultas tienen ocho patas, lo que las pone en la familia de los arácnidos, junto con las arañas y los ácaros. Las garrapatas pueden transmitir numerosas enfermedades a su animal huésped, como la enfermedad de Lyme, la fiebre de las Montañas Rocosas, tularemia (fiebre de los conejos), hepatozoonosis y Ehrlichiosis. Las especies de garrapatas varían según la región, y por lo general se encuentran en zonas con hierbas altas, como las zonas boscosas. Se adhieren a los animales enterrando la cabeza en la piel de un animal con el fin de atiborrarse de sangre. Las garrapatas son generalmente más activas durante el clima cálido.

Alergias

Una picadura de garrapata que se inflama es generalmente debido a una reacción alérgica ya que la garrapata inyecta su saliva en el felino una vez que se le pega, aunque los síntomas de sangrado e inflamación también pueden indicar la transmisión de enfermedades. La reacción alérgica y sensibilidad del área pueden causar que el gato lama y rasque la mordedura, lo que puede resultar en hemorragia y ulceración. Las picaduras de garrapatas también pueden hincharse y sangrar debido a la extracción de garrapatas inadecuada. La eliminación apropiada de la garrapata debería hacerse al levantar toda la garrapata del cuerpo del animal huésped, incluyendo la cabeza. Limpia la superficie con alcohol de frotar y quita la garrapata con unas pinzas. Usa guantes para evitar el contacto directo con la garrapata, y consulta a tu veterinario acerca de cómo tratar mejor la mordedura. Si es posible, describe el tipo de señal con tu veterinario, ya que ciertas garrapatas transmiten enfermedades, mientras que otras son relativamente inofensivas.

Señales de advertencia generales

Las señales de advertencia generales de una picadura de garrapata en tu gato incluyen pérdida de apetito, cojera, tos, fiebre, problemas de equilibrio, letargo, depresión, y dolor súbito o hinchazón de las articulaciones. Si notas alguno de estos síntomas en tu gato, comprueba la presencia de garrapatas y consulta a tu veterinario. Las garrapatas comúnmente se adhieren a los gatos en las zonas donde el animal no puede alcanzar como debajo del cuello o en la cola, en la parte posterior del cuello, en la axila, la ingle, las áreas del oído, entre los dedos de las patas y debajo de los labios.

Síntomas específicos de enfermedad

Los síntomas de la enfermedad de Lyme en los gatos incluyen fiebre, fatiga, rigidez en las articulaciones, pérdida de apetito y colapso repentino. Se tarda entre 10 y 12 horas para que esta enfermedad sea transmitida a un gato. Los síntomas de la fiebre de los conejos en los gatos incluyen abscesos en todo el área de la mordedura, ganglios linfáticos inflamados y fiebre, todos los cuales aparecen rápidamente después de la transmisión. Otros síntomas que pueden ocurrir hasta una semana después de la infección incluyen secreción de los ojos y la nariz, erupción e abscesos internos. Los síntomas de la fiebre de las Montañas Rocosas en gatos incluyen fiebre, pérdida de apetito y dolor en las articulaciones o hinchazón. La transmisión de la enfermedad se produce entre cinco y 20 horas después de la picadura. También pueden producirse hemorragias bajo la piel.

No dejes de ver

Filtrar por:
  • Mostrar todos
  • Artículos
  • Galerías de fotos
  • Videos
Ordenar:
  • Más relevante
  • Más popular
  • Más reciente

No se encuentran artículos disponibles

No se encuentran slideshows disponibles

No se encuentran videos disponibles