Síntomas del cáncer de columna vertebral

Escrito por dana severson | Traducido por erick velasquez centellas
Síntomas del cáncer de columna vertebral

Thinkstock/Comstock/Getty Images

Aunque existen posibilidades de que un tumor de columna vertebral se convierta en cáncer, la mayoría de éstos son metástasis, lo que significa que el cáncer se originó en otra parte del cuerpo y que se diseminó hasta la columna vertebral. Cuando el cáncer se disemina u origina en esta región, usualmente afecta una o más vertebras, pero también puede causar compresión de la médula espinal. Si una persona desarrolla cáncer de columna vertebral, sea primaria o secundaria, padecerá de distintos síntomas de la enfermedad.

Otras personas están leyendo

Dolor

De todos los síntomas del cáncer de columna vertebral, el dolor es el más frecuente. Este dolor puede estar localizado en la espalda o irradiado hacia las piernas. Esto depende únicamente de la localización del tumor. Si el cáncer solamente ocasiona un poco de inflamación e irritación, el dolor generalmente sólo afecta a la espalda. Si el cáncer provoca presión en los nervios, el dolor se disemina a los miembros más cercanos. Independientemente de la fuente del dolor, el cáncer de columna vertebral ocasiona una molestia crónica y persistente que empeora con la actividad.

Debilidad

Si el cáncer provoca suficiente presión en los nervios, una persona puede padecer de debilidad. Esto es ampliamente explicado por la obstrucción en el impulso de la médula espinal. Si el cáncer provoca una gran inflamación en la espalda, el cerebro no podrá comunicarse apropiadamente con las piernas, ocasionando debilidad. Una vez que esta comunicación es obstruida, la persona tendrá dificultad para caminar, llevar, alcanzar o agarrar cosas.

Sensibilidad

El cáncer de columna vertebral puede afectar el sentido del tacto. Puesto que la médula espinal es el epicentro de los nervios, cualquier inflamación o presión ejercida en esta área puede resultar en una disminución de la sensibilidad. Los objetos no podrán sentirse calientes o fríos al tacto. Los daños o heridas no provocarán más la misma respuesta dolorosa. Al igual que la incapacidad del cerebro de comunicarse con las piernas, las piernas se tornarán incapaces de comunicarse correctamente con el cerebro.

Incontinencia

El cáncer de columna también ocasiona incontinencia. Este síntoma es muy parecido a la debilidad, puesto que la presión ejercida por el tumor puede estar comprimiendo ciertos nervios responsables del control de la función de la vejiga y de los intestinos. Si los impulsos son cortados, puede provocar la incapacidad de controlar el esfínter de la vejiga, el recto o ambos.

Parálisis

A medida que el cáncer avanza, una persona puede sufrir parálisis. Dependiendo de la severidad del cáncer, la parálisis puede afectar un miembro superior o inferior, o todos ellos. El tamaño y la localización del tumor determinará la magnitud de la parálisis, o también, si el cáncer se ha localizado donde los nervios son más afectados o si la lesión se ha formado en el nervio mismo.

No dejes de leer...

Filtrar por:
  • Mostrar todos
  • Artículos
  • Galerías de fotos
  • Videos
Ordenar:
  • Más relevante
  • Más popular
  • Más reciente

No se encuentran artículos disponibles

No se encuentran slideshows disponibles

No se encuentran videos disponibles

Copyright © 1999-2014 Demand Media, Inc. Acerca de

El uso de este sitio constituye la aceptación de los términos y política de privacidad de eHow. Ad Choices es-US

Demand Media