Síntomas de la descarga de adrenalina

Escrito por cindi pearce | Traducido por mila guevarian
  • Comparte
  • Twittea
  • Comparte
  • Pin
  • E-mail
Síntomas de la descarga de adrenalina
La adrenalina prepara el cuerpo para una situación de lucha o huida. (Photos.com/Photos.com/Getty Images)

Si te encuentras parado en un paso de peatones y un camión Mac casi te atropella, te asustarás y experimentarás una descarga de adrenalina. Es algo natural. Según la Clínica Mayo, cuando estamos asustados, nuestro cuerpo responde de forma natural liberando dos hormonas: la adrenalina y el cortisol. Cuando esto ocurre, la presión sanguínea se dispara, el corazón late con fuerza y el nivel de energía aumenta. El cortisol eleva la concentración de azúcar en la sangre y además detiene las funciones que no sean precisas en una situación de lucha o huida. No obstante, una descarga excesiva de adrenalina y cortisol resulta perjudicial para el cuerpo y para la salud mental de la persona que la padece. Si la liberación de adrenalina se produce sin ninguna razón aparente, cuando no te hallas en una situación de peligro, es posible que estés experimentando un ataque de pánico.

Otras personas están leyendo

Pasar a la acción

Tal y como se afirma en la página web Findthelight.net., la adrenalina cumple una función muy importante. Cuando una persona se encuentra en una situación que le provoca miedo, puede experimentar una descarga de adrenalina, ya que esta hormona se libera como respuesta al peligro (síndrome de "lucha o huida"). También se produce su liberación como reacción a los estimulantes (cafeína, anfetaminas) y a la hipoglucemia. La descarga, o liberación, de adrenalina prepara a la persona para pasar a la acción: el flujo sanguíneo aumenta y los músculos se tensan.

Ansiedad

Los ataques de ansiedad, tan espantosos como resultan, no son más que la reacción natural del cuerpo a la descarga de adrenalina. La liberación puede ser tan intensa como para dar lugar a la aparición de diversas y molestas reacciones físicas (como la aceleración del ritmo cardíaco) y asustar a quien la experimenta. Comienza entonces un círculo vicioso: la persona tiene una descarga de adrenalina, su corazón se acelera, piensa que está teniendo un ataque cardíaco, entra en pánico y los síntomas empeoran. Cualquiera que sufra un ataque de pánico, por cortesía de un subidón de adrenalina, puede pensar que se está muriendo o volviéndose loco, y se sentirá como un completo estúpido por sentir el impulso de salir disparado de la habitación. Afortunadamente y según Findthelight.net, el mecanismo tranquilizante natural del cuerpo al final se pone en marcha y los síntomas de pánico acaban pasando. Aunque bien es cierto que tres minutos de ataque de pánico pueden parecer tres horas.

Calor

Cuando una persona experimenta una subida de adrenalina, puede sentir un sofoco o notar cómo su cuerpo se calienta. La causa de este calor es el flujo repentino de sangre que se dirige al centro del cuerpo debido al aumento de la actividad cardíaca que provoca la descarga de adrenalina. El cuerpo comienza a sudar y tanto las manos como los pies pueden sentirse fríos y húmedos al haberse precipitado toda esa sangre al centro del cuerpo.

Dolor en el pecho y dificultad para respirar

Una descarga de adrenalina también puede provocar dolor en el pecho. La pared torácica se tensa y resulta difícil respirar. Incluso se puede sentir dolor en los pulmones al inspirar y expirar. Si se respira demasiado rápido, puede producirse una hiperventilación, que hará que haya un exceso de oxígeno en los pulmones y que todo el dióxido de carbono sea expelido.

Aceleración del corazón

La aceleración del ritmo cardíaco es un síntoma demasiado frecuente de los ataques de ansiedad. Su origen también está en la descarga de adrenalina. El corazón se contrae rápidamente, aumentando el flujo sanguíneo. De vez en cuando, se toma un respiro, porque de alguna forma necesita compensar todos esos latidos rápidos que se le requieren. Al detenerse, se provocan esos golpazos, o palpitaciones, que se aprecian cuando se pierde el ritmo cardíaco.

No dejes de ver

Filtrar por:
  • Mostrar todos
  • Artículos
  • Galerías de fotos
  • Videos
Ordenar:
  • Más relevante
  • Más popular
  • Más reciente

No se encuentran artículos disponibles

No se encuentran slideshows disponibles

No se encuentran videos disponibles