Los síntomas de una mala conexión en la barra estabilizadora

Escrito por william zane | Traducido por adrian aguado galindo
  • Comparte
  • Twittea
  • Comparte
  • E-mail

Una barra estabilizadora, también llamada barra anti vuelco, es un dispositivo simple, pero crucial, que reduce la cantidad de inclinación que experimenta un vehículo al hacer un giro. La barra estabilizadora es una pieza tubular delgada de metal que está fija en la suspensión a cada lado de un automóvil, ya sea en la parte frontal o trasera y, a menudo, en ambas. Algunos vehículos sólo están equipados con una barra estabilizadora frontal. La conexión de la barra estabilizadora une el extremo de la barra con la suspensión. Estas uniones pueden romperse o dañarse, y esto afectará la maniobrabilidad del vehículo.

Otras personas están leyendo

Manejo pobre o impredecible

Una barra estabilizadora rota o dañada puede ocasionar que tu vehículo sea difícil de maniobrar, particularmente si la barra está rota. Si este es el caso, significa que la barra estabilizadora no está conectada con el chasis y no evitará que el automóvil se incline en las curvas. Sentirás como tu vehículo se inclina más al hacer un giro si la conexión está rota. Si sólo está dañado o el rodamiento se daño o se perdió, el manejo puede sentirse más tenso.

Ruidos inusuales

Otro síntoma de una conexión dañada pueden ser ruidos inusuales. Si la unión está rota, el extremo de la barra estabilizadora está libre para oscilar de manera independiente a la suspensión y chasis. Puede ocasionar cascabeleos y golpeteos conforme se mueve y toca el vehículo cuando haces algún giro. También se presentará un crujido audible cuando pases un tope y la barra estabilizadora se mueva de manera excesiva. Si el rodamiento en el extremo de la unión está dañado o se ha perdido, puede presentarse el mismo síntoma y ocasionar cascabeleos o ruidos inusuales.

Apariencia

Otro síntoma de una unión de barra estabilizadora rota es determinado por medio de una inspección visual, la cual es la mejor manera de juzgar si existe algún problema con la unión y no con algún otro componente de la suspensión. Si la unión está rota, no estará unida a la suspensión en uno de los extremos o puede no estar unido a la barra estabilizadora en el otro extremo. Si el rodamiento está dañado o se ha perdido, también será fácil determinarlo con una inspección visual. Cada extremo de la unión tiene una serie de rodamientos, rondanas y tuercas que sujetan la unión a la barra estabilizadora en un extremo y a la suspensión en el otro extremo. Si esta unión está rota será necesario reemplazarla. Si los rodamientos están dañados o perdidos, también deberán ser remplazados.

No dejes de ver

Filtrar por:
  • Mostrar todos
  • Artículos
  • Galerías de fotos
  • Videos
Ordenar:
  • Más relevante
  • Más popular
  • Más reciente

No se encuentran artículos disponibles

No se encuentran slideshows disponibles

No se encuentran videos disponibles