Cómo soldar aluminio con gas argón

Escrito por c.l. rease | Traducido por contributing writer
  • Comparte
  • Twittea
  • Comparte
  • E-mail

Cuando estés soldando aluminio con el gas tungsteno inerte (TIG, por sus siglas en inglés), necesitas utilizar gas argón para evitar que el aire contamine el baño de la soldadura fundida. Si el aire entra en contacto con el baño de la soldadura fundida, el carbono entrará en el metal fundido y causará pequeños agujeros en la junta de soldadura llamados porosidad. Al soldar aluminio delgado, el argón es dirigido por la parte trasera de la soldadura para enfriar el aluminio alrededor de la unión soldada. Esto reduce más la penetración de la soldadura y reduce las probabilidades de que hagas un agujero en el aluminio delgado.

Nivel de dificultad:
Fácil

Otras personas están leyendo

Necesitarás

  • Unas gafas de seguridad
  • Unos guantes de cuero para soldar
  • Una botella de gas argón de protección
  • Un soldador TIG
  • Una llave inglesa ajustable
  • Dos piezas de aluminio
  • Una mesa de metal para trabajar
  • Una careta de soldar

Lista completaMinimizar

Instrucciones

  1. 1

    Colócate tus anteojos de seguridad y tus guantes de cuero para soldar.

  2. 2

    Abre y cierra la válvula de la botella de gas argón con rapidez para eliminar los residuos y contaminantes del interior de la válvula de la botella.

  3. 3

    Adhiere los medidores de flujo de la soldadura TIG para la conexión roscada situada en la parte superior de la botella de argón.

  4. 4

    Aprieta la tuerca del medidor de flujo con la llave inglesa para cerrar la conexión y abrir la válvula del tanque de argón.

  5. 5

    Coloca las dos piezas de aluminio sobre la mesa de metal para trabajar. Deja un espacio de 1/16 pulgadas (15 mm) entre las piezas para soldar.

  6. 6

    Conecta el terminal de tierra del soldador TIG a la mesa de trabajo de metal.

  7. 7

    Utiliza tu careta para soldar y alinea el tungsteno del soldador TIG con el espacio de 1/16 pulgada (15 mm) de separación para la soldadura que dejaste entre las piezas de aluminio.

  8. 8

    Baja tu careta para soldar y enciende el soldador TIG. Sostén el arco de la soldadura TIG por dos segundos para clavar las piezas de aluminio juntas. Repite este paso para realizar una soldadura de puntos cada ½ pulgada (1,2 cm), hasta llegar al otro extremo de la unión soldada.

  9. 9

    Procede a soldar la unión con las tachuelas y asegurar que el gas argón de protección no se interrumpa mientras estés soldando. Si observas que el charco de soldadura no fluye correctamente o que se desarrollan pequeños agujeros en la soldadura, deja de soldar y aumenta el flujo de gas argón de protección.

  10. 10

    Permite que la unión soldada se enfríe a temperatura ambiente antes de manejar las piezas soldadas de aluminio.

  11. 11

    Inspecciona la junta soldada por si hay agujeros, de esta forma te asegurarás de que el gas argón esté ajustado correctamente antes de que intentes completar las soldaduras adicionales.

No dejes de ver

Filtrar por:
  • Mostrar todos
  • Artículos
  • Galerías de fotos
  • Videos
Ordenar:
  • Más relevante
  • Más popular
  • Más reciente

No se encuentran artículos disponibles

No se encuentran slideshows disponibles

No se encuentran videos disponibles