Cómo solucionar problemas de emisión en un automóvil

Escrito por dan ferrell | Traducido por patricio peters
  • Comparte
  • Twittea
  • Comparte
  • E-mail

Distintos sistemas de control de emisiones en el motor del automóvil ayudan a reducir la cantidad de gases tóxicos que de otra forma serían liberados a la atmósfera. En grandes cantidades, los hidrocarburos (HC), monóxido de carbono (CO), óxidos de nitrógeno (NOx) y otros contaminantes del motor de combustión causan un gran daño al medio ambiente, a los seres humanos, a los animales y a las plantas si están expuestos a ellos. Es por esto que es importante mantener los sistemas de control de emisiones de tu vehículo funcionando correctamente.

Nivel de dificultad:
Moderadamente fácil

Otras personas están leyendo

Instrucciones

  1. 1

    Revisa el filtro de aire en el sistema de limpieza de aire. Este elemento de papel especial ayuda a filtrar la suciedad, el polvo y otras partículas extrañas de la corriente de aire que entra en el motor. Reemplaza el filtro si está obstruido o después de un año de uso. Además, limpia la caja del filtro de aire con un trapo limpio sacando el polvo y la suciedad.

  2. 2

    Inspecciona el sistema de ventilación positiva del cárter (PCV). Este sistema también puede redirigir la fuga de gases del cárter al colector de admisión para reducir la contaminación del aire y la acumulación de sedimento en el motor. Revisa la válvula de PCV y busca mangueras obstruidas, rotas o faltantes.

  3. 3

    Examina el control de las emisiones por evaporación (EVAP) del sistema. El EVAP impide que los vapores tóxicos del sistema de combustible salgan a la atmósfera. En su mayor parte, este sistema requiere muy poco mantenimiento, pero se deben inspeccionar las mangueras, los accesorios y la bomba en busca de posibles daños. En algunos modelos de vehículos, la bomba está equipada con un filtro que puede ser reemplazado si se bloquea u obstruye.

  4. 4

    Revisa el sistema de recirculación de gases de escape (EGR). El sistema reduce las emisiones de óxidos de nitrógeno (NOx) que se producen durante el proceso de combustión cuando existen temperaturas muy altas. El EGR permite que los gases de escape ingresen en el sistema de admisión para reducir la temperatura de combustión. Busca daños en las mangueras de vacío, la operación de válvulas, tubería y pasajes restringidos.

  5. 5

    Comprueba el sistema de inyección de aire si tu modelo de vehículo está equipado con él. El sistema inyecta aire fresco en los puertos de escape o catalizador para ayudar a consumir el combustible no quemado o parcialmente quemado, reduciendo las emisiones de HC y CO. Inspecciona las mangueras dañadas, las líneas, las válvulas de retención y la correa de tensión. Algunos sistemas de inyección de aire utilizan un filtro de entrada de la bomba que puede ser reemplazado, si fuera necesario.

  6. 6

    Inspecciona el convertidor catalítico y los tubos de conexión. El convertidor no requiere mantenimiento, pero los tubos de escape y los conectores que llevan al convertidor deben ser revisados por si hay fugas. Si el convertidor catalítico en el vehículo ha estado en funcionamiento durante 5 años o más, hazlo revisar para asegurarte de que todavía está en buena forma y no se encuentra bloqueados. Un convertidor obstruido reduce la potencia del motor y causa sobrecalentamiento.

Consejos y advertencias

  • Para localizar e identificar los componentes del modelo particular de tu vehículo, consulta el manual de servicio del vehículo. Puedes comprar uno en la mayoría de los comercios de autopartes, o consultar gratis en una biblioteca pública local.

No dejes de ver

Filtrar por:
  • Mostrar todos
  • Artículos
  • Galerías de fotos
  • Videos
Ordenar:
  • Más relevante
  • Más popular
  • Más reciente

No se encuentran artículos disponibles

No se encuentran slideshows disponibles

No se encuentran videos disponibles