Comida

¿Qué sucede cuando bebes alcohol mientras consumes antibióticos?

Escrito por contributing writer | Traducido por carlos alberto feruglio
¿Qué sucede cuando bebes alcohol mientras consumes antibióticos?

Aprende sobre los efectos negativos del alcohol mezclado con antibióticos.

antibiotics image by Radu Razvan from Fotolia.com

Los antibióticos son medicamentos hechos, en su totalidad o en parte, a partir de microorganismos tales como bacterias, mohos y hongos. Están diseñados para tratar y eliminar las bacterias o los hongos que se infiltran en el cuerpo, causando enfermedades. Los antibióticos curan solamente las bacterias. No curan los virus. Sin embargo, a pesar de que son ineficaces contra el resfriado común, la mayoría de dolores de garganta y la gripe, los antibióticos aún pueden salvar vidas curando enfermedades y previniendo infecciones. La mayoría de los antibióticos son relativamente seguros, aunque hay efectos secundarios asociados con algunos de ellos. Los antibióticos no deberían tomarse en dosis demasiado grandes, ni cuando no es necesario, porque el cuerpo puede desarrollar inmunidad y volverse resistente a ellos. Cuando un cuerpo es resistente a los antibióticos, éstos ya no funcionarán con eficacia para matar la enfermedad. Aunque los antibióticos son medicamentos relativamente seguros, como se dijo, hay algunos efectos secundarios. Estos podrían ser exacerbados si una persona ingiere alcohol cuando está tomando antibióticos. Además, la mezcla de los antibióticos y el alcohol también puede tener algunos efectos adicionales negativos en el cuerpo.

Otras personas están leyendo

El alcohol y la efectividad de los antibióticos

El alcohol no afecta la eficacia de la mayoría de los antibióticos. Sin embargo, aquellos en el grupo de las tetraciclinas, incluyendo la doxiciclina, se ven obstaculizados por el alcohol. Si consumes alcohol mientras estás tomando un antibiótico con tetraciclina, éste puede volverse menos eficaz en el tratamiento de la bacteria o el virus y por lo tanto puede ser necesario tomarlo por más tiempo. Esto puede ser riesgoso, porque al hacerlo estarás aumentando la resistencia de tu organismo a los antibióticos los cuales en el futuro pueden resultar menos eficaces para matar la enfermedad.

Los antibióticos con tetraciclina que podrían verse afectados por el alcohol

Los antibióticos con tetraciclina incluyen: doxycyclinas como Doryx, Bio-Tab, Vibra-Tabs, Doxy Caps, Periostat, Monodox, Vibramycin y Doxychel; monocylcinas como Minocin, Dynacin y Vectrin; clorhidratos de oxitetraciclina como el Uri-Tet y la terramicina, clorhidratos de tetraciclina como Panmycin, Sumycin, Tetralan, Robitet, Achromycin V Tetracina, Teline y Tetracap y, finalmente, clorhidratos de demeclociclina como Declomycin.

El alcohol, los antibióticos y tu hígado

Los antibióticos viajan a través del torrente sanguíneo hacia las bacterias, los hongos o el sitio que están destinados a tratar. Una vez que los antibióticos actúan sobre el lugar en cuestión, éstos se metabolizan y se eliminan del cuerpo. Este proceso de las enzimas del cuerpo rompiendo el antibiótico y eliminándolo de tu cuerpo, se produce en el hígado. Además, el alcohol se metaboliza y se elimina del organismo en el hígado. Cuando el alcohol y los antibióticos compiten por los recursos del hígado, éste puede mantener, ya sea el antibiótico o el alcohol en tu cuerpo por más tiempo de lo que debería, si es que el proceso metabólico no se ve obstaculizado por la interacción. Esta reacción aumenta el riesgo de efectos secundarios peligrosos, tanto del consumo excesivo de alcohol como de antibióticos.

Efectos secundarios potenciales del alcohol y los antibióticos

Cualquier efecto secundario asociado con un antibiótico puede ser exacerbado por la ingestión de alcohol, por las razones descritas anteriormente. La fiebre, las náuseas, la diarrea y las reacciones alérgicas están entre los efectos secundarios que tienen más probabilidades de verse agravados por el antibiótico que queda en el cuerpo mucho tiempo debido a que compite con el alcohol por los recursos.

Reacciones químicas

Ciertos antibióticos pueden tener una reacción química cuando se mezclan con el alcohol en el cuerpo. Éstos son la cefoperazona, la cefmenoxima, la cephamandole, el cotrimoxazol, el metronidazol, el ketoconazol, el latamoxef y el tinidazol. Si alguno de estos antibióticos se mezcla con el alcohol, las reacciones químicas pueden causar efectos secundarios graves, como náuseas o vómitos, o dificultad para respirar.

El uso de alcohol a largo plazo y antibióticos

El abuso de alcohol a largo plazo puede causar problemas de hígado, lo cual da lugar a que la medicación se metabolice muy rápidamente. Si esto ocurre, los antibióticos salen del cuerpo antes de lo previsto y no pueden ser tan eficaces en el tratamiento de la enfermedad.

No dejes de leer...

comentarios

Filtrar por:
  • Mostrar todos
  • Artículos
  • Galerías de fotos
  • Videos
Ordenar:
  • Más relevante
  • Más popular
  • Más reciente

No se encuentran artículos disponibles

No se encuentran slideshows disponibles

No se encuentran videos disponibles

Copyright © 1999-2014 Demand Media, Inc. Acerca de

El uso de este sitio constituye la aceptación de los términos y política de privacidad de eHow. Ad Choices es-US

Demand Media