Sudar durante la noche luego de entrenar

Escrito por shannon george | Traducido por elizabeth funes
  • Comparte
  • Twittea
  • Comparte
  • Pin
  • E-mail
Sudar durante la noche luego de entrenar
Tu cuerpo continua sudando después del ejercicio hasta que tu cuerpo retorne a su temperatura normal. (Ryan McVay/Lifesize/Getty Images)

El ejercicio intenso te puede hacer sudar incluso después de haber terminado de entrenar ya que el cuerpo todavía está recuperándose del aumento de temperatura que has causado durante el entrenamiento. Un entrenamiento vigoroso puede causar sudoración nocturna debido a que tu sistema endócrino se está adaptando a los cambios hormonales inducidos por el ejercicio. Si estás atravesando la etapa de la menopausia puedes ser especialmente propensa a la sudoración nocturna luego de un trabajo intenso. Aunque este tipo de sudoración no suele indicar un problema médico serio, deberías ver a un doctor si te ocurre con frecuencia.

Otras personas están leyendo

¿Por qué sudas luego de ejercitarte?

Es normal continuar sudando un tiempo más después de haberte ejercitado, incluso en una noche fría. De hecho, según el doctor Gabe Mirkin, puedes sudar incluso más después de haber hecho ejercicio físico que durante el entrenamiento. Mirkin explica, tu cuerpo comienza a sudar cuando la temperatura de tu sangre aumenta. Durante el ejercicio, dice Mirkin, tus músculos producen calor, causando que tu temperatura aumente y se produzca la sudoración. El corazón también comienza a latir más rápido para bombear la sangre caliente desde los músculos hacia la piel donde el calor puede ser liberado. Cuando terminas de ejercitarte, tu corazón comienza a bajar su ritmo, causando que el calor se acumule en tus músculos en vez de enviarlo hacia la piel, y tu temperatura interna comienza a subir aún más. Como resultado, luego de terminar de hacer ejercicio puedes sudar aún más que durante él.

El ejercicio y la sudoración nocturna.

En algunos casos, si has tenido un día de entrenamiento intenso, puedes sudar mientras duermes. El nombre común para este fenómeno es sudoración nocturna. Según un artículo publicado en la revista "Fuerza Muscular y Buen Estado Físico (Muscle and Fitness)", las personas que entrenan frecuentemente puede sufrir sudoración nocturna debido a los ajustes realizados por la glándula tiroidea por los cambios sufridos durante el ejercicio. De acuerdo con este artículo, mientras que la sudoración nocturna se da en un pequeño porcentaje de la población mundial, tiende a ser más significativa entre aquellos que realizan ejercicio regularmente. Algunas condiciones médicas serias también pueden causar este tipo de sudoración, pero si te ejercitas intensa y regularmente, hay una buena probabilidad de que ésto signifique que tu cuerpo se está recuperando del entrenamiento. Si sufres de sudoración nocturna frecuentemente a causa del ejercicio físico, "Fuerza Muscular y Buen Estado Físico (Muscle and Fitness)" recomienda utilizar ropa liviana, ropa de cama respirable, evitando utilizar mantas pesadas y manteniendo tu dormitorio fresco.

Entrenamiento y sudoración nocturna durante la menopausia

La sudoración nocturna es un síntoma común de la menopausia que puede ser activado por un ejercicio vigoroso, según un artículo publicado en "De Mujer a Mujer (Women to Women)". Igualmente, no permitas que ésto te aleje del entrenamiento si estás en la etapa de la menopausia. De acuerdo con "De Mujer a Mujer (Women to Women)", mientras ejercitarse intensamente sin el tiempo suficiente para enfriar el cuerpo puede causar sofoco, o sudoración nocturna, el ejercicio regular puede ayudar también a aliviar la sudoración nocturna, ya que reduce la ansiedad - otro activador común del sofoco durante el día y la noche. En la medida que elijas un ejercicio que no te haga sentir recalentado y te refresques después, el entrenamiento regular es una buena manera de combatir la sudoración nocturna durante la menopausia.

Otras causas de sudoración nocturna

Aunque la sudoración nocturna puede ser activada por un ejercicio intenso anterior, especialmente durante la menopausia, debes visitar a un doctor si te ocurre con frecuencia para excluir cualquier condición médica, según MayoClinic.com. Mientras que la mayoría de las sudoraciones nocturnas no suelen ser un síntoma de un problema médico, según MayoClinic.com, algunas condiciones médicas graves que pueden causarlas incluyen el SIDA, ciertos tipos de cáncer, infecciones, hipertiroidismo, tuberculosis y otros. Si estás tomando alguna medicación, ten en cuenta que muchos medicamentos pueden causar sudoración como efecto adverso. Los antidepresivos, las terapias hormonales y los medicamentos para disminuir la glucemia suelen causar sudores nocturnos.

No dejes de ver

Filtrar por:
  • Mostrar todos
  • Artículos
  • Galerías de fotos
  • Videos
Ordenar:
  • Más relevante
  • Más popular
  • Más reciente

No se encuentran artículos disponibles

No se encuentran slideshows disponibles

No se encuentran videos disponibles