Técnicas para cortar vidrio

Escrito por daniel smith | Traducido por gerardo núñez noriega
  • Comparte
  • Twittea
  • Comparte
  • Pin
  • E-mail
Técnicas para cortar vidrio
Tres de las técnicas para cortar vidrio son el corte sencillo con ruptura, el choque térmico y el corte con tijeras.

Existen varias técnicas para cortar vidrio, dependiendo del tipo de proyecto para el que lo vas a utilizar. El vidrio puede ser un poco intimidatorio y tedioso para trabajar, pero aprender las técnicas para cortarlo te ayudará a tomar confianza y disfrutar de elaborar manualidades con este material. Tres de las técnicas para cortar vidrio son el corte sencillo con ruptura, el choque térmico y el corte con tijeras.

Otras personas están leyendo

Corte sencillo de vidrio con ruptura

El corte sencillo con ruptura es una técnica que puedes utilizar para tus proyectos con vidrio, tales como los mosaicos. Ahorra dinero en los costos usando esta técnica para dividir grandes placas de vidrio en secciones más pequeñas. No te preocupes, el vidrio no terminará por todas partes al romperlo. En cambio, esta técnica es efectiva y bastante sencilla.

Coloca toda la placa de vidrio en una superficie sólida de trabajo. Dibuja una línea recta en el vidrio, en el lugar donde deseas realizar el corte. Usa una regla para cerciorarte de que la línea sea recta. Usa un cúter grande o un cortador para vidrio para hacer una raya lo más profunda posible en la marca que realizaste. Sólo debes pasar la navaja por el vidrio una vez, así que ejerce la mayor presión posible.

Coloca la raya al ras del borde de la mesa. La sección más grande debe estar apoyada sobre la mesa, mientras que la más pequeña debe sobresalir del borde. Inclina el vidrio hacia abajo, apoyando la raya contra la esquina de la mesa, en un ángulo de 45 grados. Presiona el vidrio firmemente y en un solo movimiento contra la mesa. El vidrio se partirá con un corte limpio. Continúa haciendo esto hasta que tengas las piezas de vidrio que desees.

Método de agua y cuerda

Con este método realizarás cortes limpios en tu vidrio para tu proyecto de manualidades. Empapa un tramo de cuerda con alcohol y permite que se seque. Marca tu vidrio con un rotulador permanente en donde desees hacer el corte.

Llena un cubo, tina o lavabo con agua helada. Usa un contenedor que sea lo suficientemente grande para cubrir el vidrio que deseas cortar. El contenedor de agua debe ser lo suficientemente profundo para cubrir tu brazo hasta el codo.

Coloca la cuerda ya seca en las marcas. Esta técnica es efectiva para cortes en vidrio curvado (como botellas, por ejemplo). Puedes maniobrar la cuerda para que siga las marcas. Enciende la cuerda con un encendedor y permite que se queme por completo. Inmediatamente después de que cese el fuego, sumerge el vidrio en el agua helada, mientras el vidrio aún está caliente por el calor de la cuerda quemada.

Usa un palo de madera para golpear el vidrio sumergido justo al lado de la marca de quemadura. Sostén el vidrio con una mano y el palo con el otro. Golpea sólo una vez. El vidrio se cortará en la marca que realizaste. Retira el vidrio cuidadosamente del agua.

Método de tijera

Marca el vidrio con un rotulador permanente y colócalo en un recipiente con agua caliente. Colócate un par de guantes de goma. Usa tijeras para cortar vidrio para cortar el vidrio bajo el agua. Es muy parecido a cortar un patrón en el papel. El vidrio se debilitará en el agua caliente, lo que te permitirá cortarlo. Retira las piezas individuales de vidrio conforme los vayas cortando. Cortar el vidrio con esta técnica sólo se recomienda para alguien que ya tenga experiencia en esta actividad.

No dejes de ver

Filtrar por:
  • Mostrar todos
  • Artículos
  • Galerías de fotos
  • Videos
Ordenar:
  • Más relevante
  • Más popular
  • Más reciente

No se encuentran artículos disponibles

No se encuentran slideshows disponibles

No se encuentran videos disponibles