Técnicas de relajación para calmar la ansiedad y los nervios

Escrito por marisa serafini | Traducido por melisa lazarte
  • Comparte
  • Twittea
  • Comparte
  • Pin
  • E-mail
Técnicas de relajación para calmar la ansiedad y los nervios
La ansiedad, el estrés y los nervios pueden afectar todas las esferas de tu vida. (Photos.com/PhotoObjects.net/Getty Images)

Mucha ansiedad, estrés y nervios pueden ocasionar muchos problemas en la vida diaria y tener efectos dañinos en la salud. Si sufres de ansiedad, es importante encontrar una manera de liberar algo de esa ansiedad y traer un poco de paz a tu cuerpo y mente. A continuación, encontrarás tres técnicas de relajación que te ayudarán a aliviar la ansiedad, los nervios y el estrés.

Otras personas están leyendo

Meditación

La meditación es una manera simple de calmar la ansiedad y relajar el cuerpo y la mente. Debido a que la meditación requiere un espacio tranquilo para sentarse, puede llevarse a cabo en casi cualquier momento. Para poder meditar, lo primero que debes hacer es encontrar un lugar tranquilo donde nadie te moleste hasta que termines. Es importante que no te distraigas para que te puedas concentrar en tranquilizar tu mente. Siéntate en una superficie plana y cómoda como el suelo o en una silla que te mantenga la espalda derecha. Evita meditar sobre la cama ya que podrías tentarte a quedarte dormido. Inhala lentamente a través de tu nariz y exhala a través de tu boca. Trata de concentrarte en nada mas que tu respiración y trata de limpiar tu mente de todo tipo de pensamientos. Puede llevarte trabajo limpiar tu mente por completo, así que tente paciencia.

Ejercicios de respiración

Uno de los métodos de relajación más convenientes es la respiración profunda. Estos ejercicios se pueden llevar a cabo en cualquier momento cuando se presenten la ansiedad y los nervios. La respiración profunda involucra sentarse derecho en una silla o recostarse sobre una superficie plana. Una mano deberá estar en el pecho y la otra sobre el abdomen. Cuando inhales, la mano que se encuentra sobre el abdomen deberá elevarse de manera significante mientras que la mano que se encuentra en el pecho deberá elevarse solo un poco. Esto es para asegurarse que tu respiración venga del diafragma, en vez de tomar alientos vacíos desde tu pecho. Tómate unos minutos para tranquilizar tu mente y enfocarte sólo en tu respiración. Inhala lentamente a través de tu nariz y exhala lentamente a través de tu boca. En unos momentos, deberás sentirte más relajado y listo para continuar con tu día.

Relajación progresiva del músculo

La relajación progresiva del músculo puede requerir más práctica para aprender en comparación con los ejercicios de respiración, pero es una muy buena técnica para aliviar la ansiedad. Esta técnica involucra tensionar y aflojar los grupos musculares en el cuerpo, comenzando por los dedos de los pies y trabajando de la cara hasta la cabeza. Debes comenzar yaciendo sobre una superficie plana en una área tranquila. Quítate tus zapatos y afloja cualquier tipo de prenda restrictiva. Comienza tensionando los músculos de tus pies y manténlo durante diez segundos, luego afloja. Realiza lo mismo con tus pantorrillas, muslos, nalgas, espalda, etc. La relajación progresiva de los músculos no sólo te ayudará a liberar la tensión muscular sino que también te ayudará a reconocer la tensión en tu cuerpo y de esta forma saber que necesitarás relajarte.

No dejes de ver

Filtrar por:
  • Mostrar todos
  • Artículos
  • Galerías de fotos
  • Videos
Ordenar:
  • Más relevante
  • Más popular
  • Más reciente

No se encuentran artículos disponibles

No se encuentran slideshows disponibles

No se encuentran videos disponibles