Teorías sobre la extracción de agua en pozos

Escrito por keiron audain | Traducido por mike tazenda
  • Comparte
  • Twittea
  • Comparte
  • Pin
  • E-mail
Teorías sobre la extracción de agua en pozos
Para algunos trabajos bajo tierra, se deben descender los niveles de agua subterránea, y se aplica la deshidratación de pozos in situ. (Hemera Technologies/Photos.com/Getty Images)

La deshidratación de pozos in situ implica la remoción del agua subterránea bajo un sitio en particular a través de una instalación en el pozo y una succión por vacío. Se usa cuando las condiciones de trabajo requieren niveles de napas bajos, como en el caso de la construcción de trincheras. La habilidad de regular la profundidad del pozo y la cantidad de vacío incrementa la versatilidad del proceso, permitiendo su aplicación a un rango de tipos de suelo más amplio, desde arenoso hasta compacto.

Otras personas están leyendo

Deshidratación de pozos in situ

El proceso de deshidratación usa una serie de pozos poco profundos ubicados cerca unos de otros. Los pozos normalmente tienen diámetros pequeños que varían de acuerdo a la ubicación de la instalación y el tipo de suelo, y se unen a un tubo principal que está fijo a una bomba de agua de alta presión. La bomba crea un vacío parcial y atrae el agua subterránea hacia la cañería principal, a través de la cual se transfiere a un tanque colector.

Componentes y aplicación

Las condiciones ideales para el bombeo de agua de pozo incluyen excavaciones poco profundas, de unos 6,5 metros. Los elementos claves en el sistema del pozo son el vacío y la punta de pozo. El ambiente bajo vacío remueve el exceso de aire, previniendo la cavitación y asegurando la eficiencia de la bomba. La punta de pozo consiste en una aguja afilada y una serie de filtros que permiten que se recolecte la mayor cantidad de agua sin remover material sólido.

Sistemas de pozos eductores

Los pozos en sistemas eductores se ajustan al tubo de alimentación que los conecta a una línea de alimentación de alta presión, un tubo de retorno conectado a una línea de evacuación de baja presión, y un eyector venturi que somete al agua a una presión lo suficientemente alta para elevar las aguas subterráneas y extraerlas a través del tubo de retorno. Los sistemas eductores se usan principalmente en suelos con baja permeabilidad, donde pueden reducir los niveles de las napas hasta en 30 metros.

Sistemas de pozos de profundidad

En estos sistemas, una bomba sumergible llamada orificio se coloca en el fondo de cada pozo. Estos se aplican principalmente en suelos de mucha permeabilidad, como grava o arena, para bombear grandes cantidades de agua subterránea que confluye desde las áreas cercanas debido a la alta permeabilidad del suelo. El espacio promedio entre cada pozo es de 15 metros, aunque varía según las condiciones del suelo en particular.

No dejes de ver

Filtrar por:
  • Mostrar todos
  • Artículos
  • Galerías de fotos
  • Videos
Ordenar:
  • Más relevante
  • Más popular
  • Más reciente

No se encuentran artículos disponibles

No se encuentran slideshows disponibles

No se encuentran videos disponibles