Tips para pintar clósets

Escrito por delana lefevers | Traducido por mayra cabrera
  • Comparte
  • Twittea
  • Comparte
  • Pin
  • E-mail
Tips para pintar clósets
Pintar tu clóset ofrece muchas opciones de color.

Pintar un clóset quizá no esté en tu lista de prioridades cuando redecores tu hogar, pero repintar esos pequeños cuartos de almacenamiento puede hacer una gran diferencia en el aspecto general de tu casa. Coordinar o contrastar las paredes de éste con las del cuarto adjunto es común, pero los colores que elijas para tu clóset puede ser ilimitados.

Otras personas están leyendo

Lo que necesitas para pintar tu clóset

Lo mejor de pintar clósets es su relativamente pequeño tamaño, que requiere menos pintura. A menos que sea muy grande, puedes arreglártelas utilizando sobrantes de ella.

Los clósets soportan mucho el maltrato de cajas abultadas, zapatos voladores y caída de maletas, así que utiliza la pintura más resistente que tengas. Las satinadas son más durables que las mate. Pensando en esto quizá te tiente utilizar el resto de una pintura para techo o de un proyecto de exteriores que acabas de terminar, que se adhiera con la de las paredes interiores.

Necesitarás los instrumentos normales de pintura para tu clóset: una brocha, rodillo, cinta adhesiva y lona o periódico para cubrir el piso.

Preparando el espacio para pintar

Saca todo fuera del clóset antes de comenzar a pintar. Esto no solamente aclara el camino para el trabajo, sino también te da la oportunidad para reducir tu colección de zapatos, desechar esos abrigos viejos de hace décadas o regresar ese equipo que te prestaron y que se te había "olvidado" hacerlo. Lava los muros y entrepaños para asegurarte de que la capa de polvo no vaya entre tus paredes y la nueva capa de pintura.

Escogiendo un color para tu clóset

Tu clóset lucirá mejor si escoges blanco liso o un color que haga juego o contraste con el de tu habitación principal. Éste puede hacer que tu armario parezca más grande. Pintarlo igual que el cuarto adjunto le dará al área completa un acabado y un aspecto terminado. Utilizando uno contrastante, como el color de los ribetes, puede añadir un elemento divertido e interesante a tu clóset. Aléjate de los que son muy oscuros: tienden a hacer que los armarios (y habitaciones) luzcan más pequeños. Si te sientes particularmente aventurero, puedes pintarlo con un color divertido que no será encontrado en ningún otro lugar de tu casa.

Barras para colgar, entrepaños y bastidores

Si tu clóset tiene barras para colgar, entrepaños o bastidores, asegúrate de retirarlos o protegerlos previamente antes pintar. Estos pueden ser pintados, teñidos o recubiertos con un atractivo papel decorado adhesivo. Ésta es la opción más rápida y puede cambiarse fácilmente a futuro si tus gustos se modifican.

Finalización

Debido a que algunas pinturas pueden llevar varias semanas para secar completamente, organiza los artículos que normalmente estarían en el clóset recientemente pintado, para que mientras tanto estén en otro lugar. Te decepcionarás mucho si tu trabajo es arruinado porque una caja haya dejado un anti estético hueco en tu pintura fresca.

No dejes de ver

Referencias

Recursos

Filtrar por:
  • Mostrar todos
  • Artículos
  • Galerías de fotos
  • Videos
Ordenar:
  • Más relevante
  • Más popular
  • Más reciente

No se encuentran artículos disponibles

No se encuentran slideshows disponibles

No se encuentran videos disponibles