Transformaciones de energía en ecosistemas

Escrito por david shoo | Traducido por patricio peters

Las plantas reciben la energía del sol y la utilizan para convertir compuestos inorgánicos en ricos compuestos orgánicos. Por tanto, las actividades biológicas en un ecosistema requieren energía del sol. La energía solar recibida es transformada en energía química, la cual está ligada en forma de glucosa como energía potencia en el proceso de fotosíntesis.

Otras personas están leyendo

Fotosíntesis

La fotosíntesis marca el comienzo de una cadena de conversiones de energías en un ecosistema. Un sinnúmero de animales se alimentan de los productos de la fotosíntesis, por ejemplo cuando las cabras comen arbustos, los gusanos comen pasto y las ratas comen granos. Cuando los animales se alimentan de estos productos de plantas, la energía de la comida y los compuestos orgánicos son transferidos de las plantas a los animales. Los animales, a su turno, podrán ser comidos por otros animales, transfiriendo más allá la energía y los compuestos orgánicos de un animal a otro; por ejemplo, cuando los hombres comen cordero, los pájaros se alimentan de gusanos y los leones se alimentan de cebras. Esta cadena de transformación energética de unas especies a otras, puede continuar por ciclos extenso, pero eventualmente termina cuando los animales muertos se descomponen, convirtiéndose en nutrientes para los hongos y las bacterias.

Descomposición

Los hongos y las bacterias se encargan de la descomposición en la transformación de energía en un ecosistema. Son responsables de quebrar los compuestos orgánicos complejos en forma de nutrientes simples. Estos actores son importantes en el ecosistema porque acaban con material muerto. Existen distintos tipos de organismos encargados de la descomposición, los cuales son responsables de devolver los nutrientes simples a la tierra que será usada por las plantas, y por tanto el ciclo de transformación de energía continua.

Flujo de energía

La energía acumulada por los productores primarios se transfiere a través de la cadena de comida por distintos niveles tróficos, un fenómeno llamado flujo de energía. El conducto del flujo de energía se mueve de productores primarios a consumidores primarios a consumidores secundarios hasta finalmente descomposición. Aproximadamente, sólo 10 por ciento de la energía disponible se mueve de un nivel trófico hacia otro.

Principios del flujo de energía

El flujo de energía en una cadena alimenticia ocurre como resultado de dos de las leyes de la termodinámica, las cuales son aplicadas al ecosistema. La primera ley de la termodinámica establece que los procesos que involucran la transformación de energía no ocurrirán de manera espontánea hasta que exista degradación de energía de una manera no aleatoria a una aleatoria. Esta ley requiere que en un ecosistema cada transferencia de energía tenga que ser acompañada por dispersión de energía en respiración o calor no disponible. La segunda ley de la termodinámica es la ley de la conservación de energía, la cual señala que la energía se pueda transformar de una fuente a otra pero sin ser creada ni destruida. Si ocurre un aumento o disminución en la energía interna (E) de un ecosistema, el trabajo (W) está hecho y el calor (Q) se modifica.

No dejes de leer...

Filtrar por:
  • Mostrar todos
  • Artículos
  • Galerías de fotos
  • Videos
Ordenar:
  • Más relevante
  • Más popular
  • Más reciente

No se encuentran artículos disponibles

No se encuentran slideshows disponibles

No se encuentran videos disponibles

Copyright © 1999-2014 Demand Media, Inc. Acerca de

El uso de este sitio constituye la aceptación de los términos y política de privacidad de eHow. Ad Choices es-US

Demand Media