La transmisión automática comparada con la transmisión manual del Mustang

Escrito por rob wagner | Traducido por john font
  • Comparte
  • Twittea
  • Comparte
  • Pin
  • E-mail
La transmisión automática comparada con la transmisión manual del Mustang
El Ford Mustang puede ser ordenado con una variedad de transmisiones. (Jason Smith/Getty Images Sport/Getty Images)

Los modelos del Ford Mustang del Dr. Jekyll y del Sr. Hyde son dos cupés deportivos que se ajustan al tipo de transmisión que coincide con el motor. El Dr. Jekyll presenta en forma resumida un sistema automático que permite a los maestros de la escuela dominical viajar por las calles de Pasadena sin asustar a los niños y a las abuelas. Mientras que el Mustang del Sr. Hyde presenta un sonido crujiente de relación cerrada y transmisión manual que quema el caucho de los frenos en los semáforos para impresionar a las chicas.

Otras personas están leyendo

Antecedentes

Desde su creación en 1964, el Mustang siempre ha atraído a dos tipos de conductores: los que buscan vehículos Mustang deportivos con buenas prácticas al volante y los que buscan conducir curvas difíciles que sólo se pueden efectuar con vehículos Mustang. El Mustang de primera generación fue básicamente diseñado para la diversión, hasta que Carroll Shelby creó el Shelby Mustang GT350 y el GT500 que demostraban lo que un vehículo manual de cuatro velocidades podían hacer. Los Mustangs de Early transmiten energía de un filtro en línea de seis cilindros o un motor V-8 a través de una transmisión manual de tres o cuatro velocidades o una automática de tres velocidades. La conclusión es que las transmisiones manuales permiten una mejor manipulación, superior aceleración y control fuera de línea, lo cual genera un mejor rendimiento en el combustible. La transmisión automática es simplemente una cuestión de conveniencia. Sin embargo no hay problemas durante el trayecto de 10 mph (16 kph) en una autopista atascada, y las manos libres para que ella se aplique el maquillaje o él sostenga una taza de café.

Transmisiones de último modelo

Los primeros Mustangs de quinta generación contaban con la Borg-Warner T-5 o Tremec TR-360 de transmisión manual de cinco velocidades y posteriormente el vehículo de transmisión manual Tremec 6060. Las opciones de transmisión automática incluyen la 5R55S de cinco velocidades y la 6R80 de seis velocidades. Los comentaristas automotrices estaban más enamorados de los manuales, ya que su trabajo consistía en tomar curvas a 50 mph (80 kph) , que volaban por las calles al estilo de Steve McQueen en "Bullitt", generalmente arruinando un vehículo de pruebas que recientemente había salido de la fabrica, aunque muchos miembros del público consumidor fueron más conservadores, ya que ordenaron Mustang con transmisión automática.

Transmisión manual

El venerable Borg-Warner T-5 fue parte de la alineación de Mustang desde hace muchas décadas, aunque superados por los últimos vehículos manuales de seis velocidades. El T-5 tiene una reputación de versatilidad como una disposición de cilindros con opciones de cuatro y seis, así como motores V-6 y V-8. El Tremec 3650 era más sofisticado que el T-5, con su quinto equipo de funcionamiento en sobremarcha. El Tremec modelo 2005 fue diseñado con V-6 y V-8 y al final una relación 3,31 a 1. El Tremec 6060 de seis velocidades también contó con una carcasa de aluminio. El Ford utilizó el 6060 en autos Shelby de alto desempeño, aunque sin un equipo de corto alcance opcional, el conductor puede tener dificultades para bajar el cambio desde cuarta o desde segunda, debido a su largo alcance. Sin embargo, este vehículo de seis velocidades está diseñado para el abuso de los conductores rudos.

Transmisión automática

Después del año 2005, la Mustang lanzó el modelo SR55S de cinco velocidades o el SR80 automático de seis velocidades. Los SR55S se reservaron para el Mustang con motor V-6 y el SR80 para el V-8. Existen varias diferencias entre la versión manual y la automática de los Mustang posteriores al año 2005, ya que las seis velocidades automáticas proporcionan mejor rendimiento de combustible que las manuales. Una transmisión automática de seis velocidades combinada con un motor de 305 caballos de fuerza y V-6 podría fácilmente alcanzar 31 mpg (49,6 kph) en carretera. (Ver Referencias 4-6).

No dejes de ver

Filtrar por:
  • Mostrar todos
  • Artículos
  • Galerías de fotos
  • Videos
Ordenar:
  • Más relevante
  • Más popular
  • Más reciente

No se encuentran artículos disponibles

No se encuentran slideshows disponibles

No se encuentran videos disponibles