Cómo transplantar higueras

Escrito por d.c. winston | Traducido por ehow contributor
  • Comparte
  • Twittea
  • Comparte
  • Pin
  • E-mail
Cómo transplantar higueras
(Cereales Killer, August 10, 2005)

Las higueras, entre las que existen varias especies y diferentes tipos de árboles, son arbustos frutales de hojas perennes. Crecen a pleno sol, sobre todo con la luz de la mañana, y en un suelo rico con buen drenaje que permanezca húmedo pero nunca mojado constantemente. Si bien el crecimiento de las higueras se ve beneficiado por los fertilizantes, estos deben aplicarse por lo menos un mes después de su trasplante. Éste debe llevarse a cabo en el otoño, antes de las heladas, ya que en e invierno se encuentran en período de latencia. Para el transplante de higueras de gran tamaño, te serán muy útiles un par de manos extra.

Nivel de dificultad:
Fácil

Otras personas están leyendo

Necesitarás

  • Una higuera
  • Una tijera de podar
  • Una pala
  • Un excavador para árboles maduros de gran tamaño
  • Una tela de arpillera y una cuerda
  • Agua

Lista completaMinimizar

Instrucciones

  1. 1

    Para prepararlo para el trasplante, poda el árbol eliminando hasta un tercio de su follaje. Esta poda, llamada "descabezado", reduce el estrés del árbol y de sus raíces, ya que minimiza la pérdida de agua a través del follaje.

  2. 2

    Retira la higuera con mucho cuidado para no dañar su sistema radicular. Comienza haciendo una zanja circular de al menos cuatro pies de distancia del tronco con la ayuda de una pala. Cava profundamente hasta que puedas retirar la mayor parte de las raíces y utiliza una pala o varias para hacer palanca y levantar el árbol hacia arriba y hacia afuera del agujero. Para las higueras de gran tamaño o maduras, quizá sea necesario utilizar una excavadora mecánica para levantar el árbol fuera del agujero.

  3. 3

    Coloca la bola de las raíces envuelta en varias capas de tela de arpillera lo suficientemente grandes como para que puedan abarcar toda la raíz y luego átalas sobre el tronco con una cuerda para asegurarlas. Moja la tela y la bola de la raíz para que no se seque durante el transporte o mientras estés preparando su nueva ubicación.

  4. 4

    Haz un agujero nuevo en un lugar soleado con un suelo de buen drenaje. El hueco debe tener al menos el doble del tamaño y de la profundidad de la bola de las raíces del árbol o de la maceta en la que se encuentra. Si la parte inferior del agujero recién excavado no está húmeda, riégala bien.

  5. 5

    Sitúa la higuera en el agujero de forma que la parte superior de la bola de la raíz quede entre dos y cuatro pulgadas por debajo del nivel del suelo. Esto es algo que se hace únicamente con las higueras y que no debes hacer nunca con la mayoría de las plantas.

  6. 6

    Vuelve a llenar con la tierra que habías retirado y apisona con firmeza alrededor de la raíz para asegurarte que la tierra quede en contacto con las raíces. Riega bien la higuera y rellena el agujero con tierra adicional, si es necesario para tapar las bolsas de aire que hayan quedado. Mantén el suelo uniformemente húmedo a una o dos pulgadas por debajo de la superficie, pero no mojado en exceso.

No dejes de ver

Filtrar por:
  • Mostrar todos
  • Artículos
  • Galerías de fotos
  • Videos
Ordenar:
  • Más relevante
  • Más popular
  • Más reciente

No se encuentran artículos disponibles

No se encuentran slideshows disponibles

No se encuentran videos disponibles