Tratamiento casero para las hemorroides internas

Escrito por contributing writer | Traducido por alejandra rojas
  • Comparte
  • Twittea
  • Comparte
  • Pin
  • E-mail
Tratamiento casero para las hemorroides internas
Bebe suficiente agua para ayudar a facilitar la expulsión de heces. (glass with water image by Alexander Ivanov from Fotolia.com)

Las hemorroides internas no son divertidas. Además de ser vergonzosas y dolorosas pueden conducir a coágulos de sangre, si no se tratan. A diferencia de las hemorroides externas pueden ser más difíciles de tratar debido a su ubicación. Por suerte, los tratamientos caseros si funcionan. En la mayoría de los casos, los procedimientos médicos pueden evitarse. Sigue leyendo para aprender más acerca del tratamiento casero contra las hemorroides.

Otras personas están leyendo

Baños de asiento

Un baño de asiento es un tratamiento estándar para las hemorroides ya sean internas o externas. Siéntate en una bañera con varias pulgadas de agua tibia y luego saca tus rodillas hacia tu pecho. El agua tibia ayuda a reducir la inflamación y mejora el fluido de sangre en el área lo cual puede ayudar con la curación de las hemorroides. Los baños deben tomarse cerca de 15 a 20 minutos, dos a tres veces al día.

Supositorios

Lo creas o no, uno de los mejores tratamientos para las hemorroides internas no están disponibles en el pasillo de medicina, sino que en tu pasillo de productos. El ajo crea un supositorio muy efectivo para las hemorroides. Simplemente pela un diente de ajo e insértalo en tu recto, una a tres veces al día. Si es posible, insértalo y déjalo toda la noche para mayor efectividad. También puedes utilizar piezas de patatas crudas. Simplemente recorta una pieza pequeña con forma de cono e insértalo en tu recto siguiendo las mismas instrucciones del ajo. Recuerda, si tus hemorroides prolapsan asegúrate de meterlas antes de insertar el supositorio para mayor efectividad.

Consejos extra

Utiliza un ablandador fecal. Las hemorroides internas no tendrán oportunidad de sanar si tus heces son muy duras. También incrementa tu fibra para reducir el riesgo de esfuerzo durante un movimiento intestinal, el cual evitará que tus hemorroides internas sanen. Puedes hacer esto al agregar muchos granos enteros y vegetales a tu dieta o agregar suplementos de psílio. Asegúrate de beber mucha agua para mantener tus intestinos funcionando con regularidad. Finalmente, intenta colocarte un poco de vaselina justamente en la entrada del ano, para ayudar a disminuir la irritación de las hemorroides durante el movimiento intestinal.

No dejes de ver

Filtrar por:
  • Mostrar todos
  • Artículos
  • Galerías de fotos
  • Videos
Ordenar:
  • Más relevante
  • Más popular
  • Más reciente

No se encuentran artículos disponibles

No se encuentran slideshows disponibles

No se encuentran videos disponibles