Tratamiento para la hidronefrosis en el embarazo

Escrito por james bolger | Traducido por barbara obregon
  • Comparte
  • Twittea
  • Comparte
  • Pin
  • E-mail
Tratamiento para la hidronefrosis en el embarazo
La hidronefrosis durante el embarazo. (Photos.com/PhotoObjects.net/Getty Images)

La hidronefrosis, o inflamación de los riñones, puede afectar a las mujeres embarazadas y a sus fetos. De acuerdo con el Manual Merck, la condición puede ocurrir en mujeres embarazadas cuando su útero aumentado de tamaño impide el flujo normal de la orina. Los cambios en los músculos durante el embarazo también pueden hacer más difícil que los riñones eliminen la orina. Los problemas de la vejiga o una obstrucción o estrechamiento en el conducto que conecta la vejiga con los riñones pueden causar la enfermedad en el feto.

Otras personas están leyendo

Diagnóstico

Algunas mujeres pueden experimentar dolor agudo como resultado de la hidronefrosis, pero la enfermedad también puede desarrollarse de forma gradual, sin síntomas. Un examen físico de rutina puede detectar la inflamación en los riñones, incluso si no hay síntomas obvios. Tu médico puede usar cateterismo vesical o una ecografía para determinar si la hidronefrosis está presente. Una ecografía de rutina también puede identificar la enfermedad en un feto.

Espera vigilante

Cuando la madre o el feto tienen hidronefrosis, los médicos por lo general esperan ver cómo evoluciona la situación. Se les pedirá a las madres exámenes más frecuentes para que los médicos controlen si la hidronefrosis está causando daño a los riñones u otros daños.

Tratamiento para una mujer embarazada

En muchos casos, las mujeres embarazadas no necesitan tratamiento, ya que la condición se resuelve después del embarazo. El dolor puede ser aliviado evitando poner presión sobre la zona afectada. En algunos casos, los médicos pueden utilizar un stent para drenar la zona de los riñones y aliviar la presión.

Tratamiento para el feto

Durante el embarazo, los médicos vigilarán los riñones del feto para detectar signos de daños. Si es posible, cualquier tratamiento se pospondrá hasta después del nacimiento. En los casos más graves, una fuga puede ser implantada quirúrgicamente para reducir la presión en el riñón y la vejiga.

Tratamiento para un recién nacido

Las madres pueden tener que dar a luz pronto para reducir el riesgo de daño renal en un recién nacido con hidronefrosis. Después del nacimiento, el 50 por ciento de los recién nacidos diagnosticados con la enfermedad no mostrarán signos. Para otros, el tratamiento generalmente consiste en una cirugía para corregir el problema que causó la enfermedad. La mayoría de los niños se recuperan sin problemas a largo plazo.

No dejes de ver

Filtrar por:
  • Mostrar todos
  • Artículos
  • Galerías de fotos
  • Videos
Ordenar:
  • Más relevante
  • Más popular
  • Más reciente

No se encuentran artículos disponibles

No se encuentran slideshows disponibles

No se encuentran videos disponibles