Tratamientos para mantener el agua en tanques

Escrito por christopher donahue | Traducido por mayra cabrera
  • Comparte
  • Twittea
  • Comparte
  • Pin
  • E-mail
Tratamientos para mantener el agua en tanques
Beber agua potable requiere de ciertas precauciones. (alga image by laviniaparscuta from Fotolia.com)

El agua almacenada en tanques puede servir como hogar para las algas y otros compuestos orgánicos si no se trata. Esto ocurrirá para el agua del grifo, así como para el agua del estanque o agua de pozo ya que los desinfectantes residuales en el agua del grifo se disiparán con el tiempo. Hay una serie de productos químicos y otras opciones de tratamiento para mantener el agua en un tanque y que sea segura para beber. La Ley Federal de Agua Potable Segura debe servir como guía para un agua aceptable.

Otras personas están leyendo

Tratamiento químico

El método de tratamiento más común para el agua almacenada es dosificar el agua limpia con un desinfectante químico. El producto químico más popular es el cloro, ya que es barato, fácilmente disponible y efectivo. La tasa de dosis de cloro es de 8 gotas de blanqueador de cloro puro (sin aromas, colores o jabones añadidos) por galón (3,78 litros) de agua limpia. Revuelve bien. Debes ser capaz de oler el cloro 30 minutos después de tratar el agua. Si no, debes tratarla de nuevo.

Si no tienes un blanqueador apropiado, utiliza 8 gotas de yodo por galón (3,78 litros) que también desinfecta el agua para almacenamiento. La coloración y sabor desagradable del yodo lo hacen un tratamiento menos popular que el cloro.

Tratamiento ultravioleta de agua

La luz ultravioleta mata las sustancias orgánicas en el agua. El tratamiento UV funciona mejor cuando está totalmente sumergido en el agua clara ya que los sólidos que bloquean la luz desactivan el efecto. El uso de UV para el agua para almacenamiento se realiza mejor en un tanque con algún método regular de agitación del agua para asegurar que toda el agua se exponga a la luz. Las lámparas UV requieren de una fuente de alimentación.

Tratamiento térmico o solar

El agua no tiene que hervir a fin de que los patógenos en el agua (organismos portadores de enfermedades) sean eliminados. La pasteurización se consigue cuando el agua se calienta a 65 grados C (149 grados F). El uso de un tanque de metal pintado de negro o tanque de plástico negro que absorba la luz solar y una fuente de calor externa o una matriz de calefacción solar que mantenga el agua a una temperatura de pasteurización de forma regular, mantendrá el agua almacenada segura para beber.

No dejes de ver

Filtrar por:
  • Mostrar todos
  • Artículos
  • Galerías de fotos
  • Videos
Ordenar:
  • Más relevante
  • Más popular
  • Más reciente

No se encuentran artículos disponibles

No se encuentran slideshows disponibles

No se encuentran videos disponibles