Cómo tratar la amigdalitis con remedios naturales

Escrito por ehow contributor | Traducido por mila guevarian
Cómo tratar la amigdalitis con remedios naturales

Las amígdalas son una parte muy importante del sistema inmunitario y no deberían ser extirpadas a menos que sea absolutamente necesario. Por desgracia, muchos médicos se apresuran a recomendar la cirugía como tratamiento para la amigdalitis. Pero existen muchos remedios naturales que pueden ayudarte a proteger tus amígdalas, para que así ellas te puedan proteger a ti de los virus y las bacterias.

Nivel de dificultad:
Moderadamente fácil

Otras personas están leyendo

Necesitarás

  • Vinagre de sidra de manzana
  • Comprimidos de equinácea y sello de oro combinados
  • Aceite de sándalo
  • Aceite de eucalipto
  • Aceite de menta
  • Aceite de almendras
  • Pastillas de raíz de regaliz

Lista completaMinimizar

Instrucciones

  1. 1

    Haz gárgaras con agua y vinagre de sidra de manzana, un desinfectante natural que te ayudará a calmar la inflamación y las molestias de la amigdalitis. Pon una cucharadita de vinagre de sidra de manzana en una taza de agua tibia, mézclalo bien, haz gárgaras durante al menos 30 segundos y luego enjuágate la boca. Si bebes agua con jugo de limón después de hacer las gárgaras, conseguirás desinfectar aún más la garganta y, además, te puede servir para eliminar el fuerte sabor que el vinagre te ha dejado en la boca.

  2. 2

    Al primer síntoma de amigdalitis, comienza a tomar comprimidos de una fórmula combinada de equinácea y sello de oro. Estas hierbas medicinales, especialmente cuando se usan juntas, aliviarán los síntomas y acortarán la duración de resfriados, gripes u otras infecciones bacterianas o virales, como la amigdalitis. El sello de oro también está disponible en forma de aerosol para calmar y curar la amigdalitis. Sigue las indicaciones del fabricante sobre la dosificación.

  3. 3

    Masajea el pecho y la garganta con una combinación de aceites de sándalo, eucalipto, menta y almendras, para abrir las vías respiratorias, calmar la tos y reducir la inflamación. Mezcla tres gotas de aceite de sándalo, dos de aceite de eucalipto, una de aceite de menta y 12.5 ml de aceite de almendras y lograrás una combinación herbal perfecta que aliviará los síntomas de la amigdalitis.

  4. 4

    Chupa pastillas de raíz de regaliz durante todo el día para proteger la garganta, calmar el dolor y aliviar las molestias provocadas por la amigdalitis. Podrás encontrar estas pastillas en la mayoría de las tiendas naturistas. No obstante, tendrás que evitar su consumo si padeces diabetes o deseas controlar tu nivel de azúcar en la sangre.

Consejos y advertencias

  • Si padeces amigdalitis crónica o recurrente, estos remedios naturales pueden ayudarte a aliviar tus síntomas. No obstante, existe la posibilidad de que haya un problema mayor subyacente. Será mejor que acudas a la consulta de un médico naturista y te hagas unas pruebas de alergia para determinar la causa de tu dolencia.

No dejes de leer...

Filtrar por:
  • Mostrar todos
  • Artículos
  • Galerías de fotos
  • Videos
Ordenar:
  • Más relevante
  • Más popular
  • Más reciente

No se encuentran artículos disponibles

No se encuentran slideshows disponibles

No se encuentran videos disponibles

Copyright © 1999-2014 Demand Media, Inc. Acerca de

El uso de este sitio constituye la aceptación de los términos y política de privacidad de eHow. Ad Choices es-US

Demand Media