DESCUBRIR
×

Cómo tratar a un perro que padece alopecia X

Actualizado 21 noviembre, 2016

Alopecia es un término que se aplica a los perros cuyo pelaje comienza a caerse, comúnmente debido a desequilibrios hormonales. En la alopecia X, la razón de la calvicie es desconocida. Esta enfermedad se conoce con diferentes nombres, como enfermedad de la piel negra, alopecia que responde a hormonas, alopecia debida a la castración, "coat funk", síndrome de pseudo Cushing, alopecia que responde a biopsia, displasia folicular del Siberian Husky, alopecia posterior al corte de pelo, alopecia por hormonas sexuales y detención del ciclo del pelo. Si bien la causa de esta patología actualmente es desconocida, los veterinarios recomiendan una serie de pasos para tratarla.

Instrucciones

white dog image by studio vision1 from Fotolia.com
  1. Castra o esteriliza a tu perro. Estudios recientes han demostrado que la alopecia X puede estar relacionada con desequilibrios de las hormonas sexuales, de ahí su nombre alternativo de "alopecia que responde a la castración". Ya sea que haya un problema de pérdida de pelo o no, esto es muy beneficioso para el perro, y muchas veces el pelo vuelve a crecer. Sin embargo, algunas veces el crecimiento del pelo no es permanente. La esterilización es una de las maneras más fáciles de tratar la alopecia X.

  2. Trata a tu perro con melatonina oral. Esto es para aquellos perros que hayan sido castrados o esterilizados, o perros que no responden a estos procedimientos. La melatonina es una medicación oral que viene en tabletas de 3 mg, y se consiguen en la mayoría de las tiendas de alimentos naturales y vitaminas. Si bien aproximadamente el 50% de los perros muestran una respuesta a la medicación dentro de las seis a ocho semanas, ten en cuenta que debes continuar administrándole la medicación por al menos dos o tres meses antes de decidir si no hay una respuesta en el crecimiento del pelo.

    Si el perro responde positivamente a la medicación y se logra un máximo crecimiento del pelo, suspenderla podría hacer que éste se caiga nuevamente. En algunos casos, una vez que el pelo se ha caído nuevamente, el perro no responde a una segunda tanda de medicación oral. En lugar de suspender la medicación cuando se haya logrado el crecimiento del pelo, dale el medicamento una vez a la semana en lugar de todos los días.

  3. Prueba la terapia con metiltestoterona si tu perro continúa sufriendo alopecia X. Este tipo de medicación sólo puede administrarla el veterinario y el perro debe ser controlado de cerca porque puede ser tóxica. Se administra una vez al día y se sabe que aumenta la agresividad del animal.