Cómo tratar la sarna roja

Escrito por shae hazelton | Traducido por elizabeth garay ruiz
  • Comparte
  • Twittea
  • Comparte
  • Pin
  • E-mail
Cómo tratar la sarna roja
Los cachorros son especialmente susceptibles a la sarna roja. (Puppy image by Ludmila Galchenkova from Fotolia.com)

La sarna roja es una condición en los perros caracterizada por la pérdida de pelo, piel irritada y costras. La sarna roja es más frecuente en perros de tres a nueve meses, pero puede presentarse en perros más viejos bajo las condiciones adecuadas. Algunas causas de la sarna roja incluyen malnutrición, pestes y cabello corto. Existen muchas medidas que puedes tomar para combatir la enfermedad. Sin embargo, ninguna cura está 100% garantizada, y tu perro aún puede morir después del tratamiento.

Nivel de dificultad:
Moderado

Otras personas están leyendo

Necesitarás

  • Tijeras
  • Navaja
  • Champú de perro
  • Toalla
  • Guantes
  • Protección de ojos
  • Esponja
  • Solución para sumergir

Lista completaMinimizar

Instrucciones

  1. 1

    Corta el pelo alrededor de la piel infectada. Utiliza tijeras o una navaja para mantener el pelo lo más corto posible. Continúa manteniendo el área rasurada hasta completar el tratamiento.

  2. 2

    Frota la piel infectada con un buen champú desengrasante para perro. Enjuaga y suavemente da unos pequeños golpes para secarlo. La piel puede estar sensible, por lo que debes de ser lo más delicado posible para no lastimar al perro.

  3. 3

    Colócate un par de guantes y protección en los ojos antes de aplicar la solución Armitraz en la piel de tu perro. El Armitraz atacará a los ácaros que hayan podido originar la sarna roja. Utiliza una esponja para esparcir toda la solución sobre tu perro (aún en las áreas no infectadas). Deja que la solución seque. No toques al perro hasta que la solución seque por completo, porque es tóxica.

  4. 4

    Lleva a tu perro con un veterinario después de cada baño para saber si los ácaros han muerto. El veterinario examinará las costras de la piel y te dirá si están limpias o no. Continúa lavando a tu perro de esta manera hasta que el veterinario te diga que las muestras de piel están despejadas de ácaros o te indique suspender el tratamiento.

Consejos y advertencias

  • Si no te sientes seguro de poder llevar a cabo la limpieza tú mismo, pide a tu veterinario que realice la tarea. Al final puede costarte más, pero puedes estar tranquilo al saber que un profesional se está haciendo cargo de tu perro.
  • Mantén a tu animal con sarna roja alejado de otros animales. Los ácaros pueden transferirse, y no querrás arriesgarte a infectar a otro animal con la enfermedad.

No dejes de ver

Filtrar por:
  • Mostrar todos
  • Artículos
  • Galerías de fotos
  • Videos
Ordenar:
  • Más relevante
  • Más popular
  • Más reciente

No se encuentran artículos disponibles

No se encuentran slideshows disponibles

No se encuentran videos disponibles