Las tres formas posibles de comprobar una hipótesis

Escrito por kyra sheahan | Traducido por mary gomez
  • Comparte
  • Twittea
  • Comparte
  • Pin
  • E-mail
Las tres formas posibles de comprobar una hipótesis
Probar una hipótesis es útil para las estadísticas de inversión. (Hemera Technologies/Photos.com/Getty Images)

Probar una hipótesis, ya sea en relación a una predicción de inversión o idea médica, se remonta al método científico, en el cual se afirma una teoría y sus parámetros se ponen a prueba para determinar la precisión de la hipótesis. Una hipótesis puede ser probada en tres formas, cada una diseñada para descubrir la verdad acerca de los parámetros que se están probando. Al final, su comprobación puede ser de gran valor para ayudar a tomar decisiones importantes.

Otras personas están leyendo

Hipótesis nula

La comprobación de una hipótesis a menudo se refiere a dos tipos de hipótesis: la hipótesis nula y la alternativa. La hipótesis nula es la afirmación que se pondrá a prueba. La hipótesis alternativa es el resultado de respaldo que solo juega una parte en la prueba si la hipótesis nula conduce a un rechazo de la hipótesis. Para los efectos de probar una hipótesis de tres formas distintas, hay que saltarse la hipótesis alternativa y centrarse solo en la nula.

Intervalos de confianza

Un intervalo de confianza es un método de comprobación de hipótesis, y se basa en una estimación de los parámetros de la misma. En este tipo de prueba, la fórmula consiste en encontrar la media de la muestra y se compara con el error estándar para determinar cuál es mayor. O si ya conoces la desviación estándar del medio de la muestra, puedes sustituirla por el error estándar y aproximar el nivel de confianza para aceptar la hipótesis nula. En otras palabras, esto se aproxima a cuán seguro (o convencido) se está de la hipótesis. El nivel de confianza estimado, tal como un 95 por ciento, debe ser determinado al inicio de la prueba con el fin de evaluar cuán precisa es la hipótesis.

Prueba de un extremo

Una prueba de un extremo es aquella que mide la distribución normal estándar, basada en la hipótesis o supuesto de que los parámetros que se miden serán mayores o menores que una estadística en particular. En este tipo de prueba, las variables que se están probando se dividen en dos regiones: una región de rechazo y una región de aceptación. Aquí es donde la mayor o menor a los conceptos entra en juego, ya que dicta dónde la muestra se divide en regiones. La prueba se determina por la mayor o menor que el valor que se indica en la hipótesis, y se rechaza la hipótesis si los datos en la región de rechazo resultan ser ciertos.

Prueba de dos extremos

Una prueba de hipótesis de dos extremos es aquella en la cual la hipótesis nula afirma que las variables son iguales o no a algo, tal como una estimación de porcentaje. En este tipo de prueba hay tres regiones a considerar: dos regiones de rechazo y una región de aceptación. En una prueba de dos extremos, podrás determinar si debes o no rechazar la hipótesis nula con base a la evidencia de cualquier extremo. En este tipo de prueba, la región de aceptación es menor (lo que significa que es más difícil de demostrar) a causa de los dos extremos o variables, dentro de la prueba.

No dejes de ver

Filtrar por:
  • Mostrar todos
  • Artículos
  • Galerías de fotos
  • Videos
Ordenar:
  • Más relevante
  • Más popular
  • Más reciente

No se encuentran artículos disponibles

No se encuentran slideshows disponibles

No se encuentran videos disponibles