DESCUBRIR
×

Trucos increíbles que tienes que saber

Jupiterimages/Photos.com/Getty Images

Introducción

La vida es difícil. Puede que hayamos hecho nuestra existencia cotidiana más simple con todo tipo de dispositivos y herramientas útiles que nos ahorran tiempo, pero cada mejora conlleva una desventaja única. Las innumerables irritaciones menores que nos acucian a cada momento, convirtiendo nuestro mundo de las comodidades modernas en una lección continua de que las cosas no funcionan como nos gustaría que lo hicieran. Es por eso que existen los atajos o trucos que arreglan los pequeños problemas que nos aquejan todos los días. Tal vez sólo nos ahorran un par de segundos, pero la profunda sensación de satisfacción que obtenemos al hacer las cosas lo mejor posible y que nos hace sentir que estamos saliendo victoriosos de la batalla que damos en la vida moderna. Aquí hay algunos fabulosos trucos que tienes que saber.

Photo: Jewelpie

#1 - Esmalte de uñas para identificar las llaves

Hay muchas posibilidades de que tu llavero tenga un manojo de llaves que se ven idénticas entre sí, lo que te producirá el problema de tener que diferenciarlas según la disposición de los dientes que tienen. Para saber cuál es cuál, toma tu colección de esmalte de uñas (o el de alguien más) y busca tantos colores sean necesarios para la cantidad de llaves que tengas. Pinta la parte superior circular de cada llave con un color de fácil identificación; por ejemplo, la llave de la puerta principal de tu casa puede ser de color rojo y la puerta trasera de color azul.

Photo: Flickr: Devar, via Compfight

#2 - Toma fotos de tus amigos con DVD, CD o juegos que te hayan pedido prestado

Todos prestamos DVD, CD y juegos a nuestros amigos y los dejamos al abandono, como si tuviéramos un inventario mental infalible de todo lo que poseemos e instantáneamente pudiéramos recordar quién tiene qué. Después de un tiempo, querrás ver esa película nuevamente, pero cuando buscas en tu colección te sorprendes al darte cuenta que no está. Y ¿a quién se la presté? Por lo general, tendrías que investigar a todos tus amigos hasta encontrarte con la persona que la tiene. Resuelve éste problema de una buena vez al tomar una foto de tu amigo con el DVD, CD o juego que le prestas, entonces así tendrás un registro infalible de dónde están tus cosas.

Photo: Twisted Sifter

#3 - Apila la ropa en los cajones de manera vertical para que sea más fácil y rápido seleccionarlas

Si tienes tu ropa en cajones, cada vez que los abres te encontrarás con algunas prendas encima de la pila y tendrás que "cavar" para encontrar lo que buscas. En lugar de colocarlas en pilas de forma horizontal, hazlo de manera vertical para que así el borde doblado de cada camiseta se vea como un archivo en un gabinete bien organizado. De esa manera, verás fácilmente la prenda que quieres y la podrás sacar sin desordenar toda tu ropa en el intento.

Photo: Flickr: madlyinlovewithlife, via Compfight

#4 - Usa una botella de plástico para separar las yemas de huevo

Cuando te encuentras con una receta que requiere la clara o yema del huevo por separado, todos nos dedicamos a realizar nuestros métodos manuales de separación de huevo; pasando la yema de una mitad de la cáscara a la otra o dejando que la clara gotee a través de nuestros dedos para separar la yema. Si tienes una botella de plástico vacía, puedes hacerlo sin tener que ensuciarte las manos. Rompe el huevo y colócale en un recipiente adecuado y sácale la tapa a la botella. Aprieta la botella para sacar un poco de aire y sostén la boquilla directamente encima de la yema. Deja de apretar la botella y la yema será succionada a la botella, vuelve a apretar la botella para que la yema salga y colócala donde quieras.

Photo: Lifehack

#5 - Utiliza un colgador de pantalón para sostener libros de cocina

Si estás cocinando una receta al pie de la letra, indudablemente tendrás que pasar tiempo sosteniendo el libro y asegurándote que la receta se vea con claridad durante el proceso. Resuelve éste problema usando colgadores de pantalones; del tipo que tiene dos pinzas a los costados que sujetan la cintura. Abre el libro en la página que necesitas y engánchalo en el colgador, antes de enganchar la parte superior en la manilla de un mueble de pared. Tu libro de cocina permanecerá abierto en la página indicada, a la altura de tu vista y libre de manchas.

Photo: Flickr: notoriousxl, via Compfight

#6 - Busca en tu correo electrónico "darse de baja" para los mensajes de publicidad

Tu bandeja de correo electrónico está constituida probablemente por un 80% de correo no deseado que no fue juntado por el detector automático y un 20% de cosas que realmente te interesa leer. Estos molestos mensajes de publicidad siempre tienen un enlace para darse de baja (claramente consciente de que todo el mundo que recibe el correo electrónico está en la lista sólo porque olvidó desactivar una casilla), así que puedes utilizarlo para tu ventaja. Busca "darse de baja" o "unsubscribe" en tu bandeja de entrada para clasificar eficazmente el desorden de las cosas que quieres. Puedes revisar y dar de baja o simplemente borrar el lote.

Photo: Flickr: JLM Photography, via Compfight

#7 - Usa un llavero para evitar andar con el cierre abajo

El cierre que cubre tus genitales, que te permite orinar sin que tus pantalones te queden en los tobillos como a los niños pequeños, por lo general se afloja en los peores momentos. Generalmente, las personas te dirán muy educadamente que tienes el cierre abajo o utilizarán alguna otra frase para darte pistas, y lo subirás sólo para que vuelva a bajarse una hora después. Arregla el problema pasando una argolla de llavero por el agujero en el broche del cierre colocando la argolla sobre tu botón. Es como un suspensor para el cierre.

Photo: Tumblr: Dedalvs

#8 -Usa letras con tilde en las contraseñas

Todos tenemos más cuentas en línea de las que podemos recordar, cada una de ellas está protegida con una contraseña. Generalmente los sitios web tienen un pequeño indicador "útil" que te dice si tu contraseña es segura y al mismo tiempo te hacen pensar que los delincuentes cibernéticos sólo pueden ser frustrados por complejos arreglos de letras mayúsculas y números integrados. Los teléfonos inteligentes hacen que sea más fácil utilizar letras con tilde como "é" en tu contraseña, y ésto hace que sea mucho más difícil crackearlas. Se puede esperar un "1" en lugar de "L", pero hay que ser un tipo muy especial para predecir una "ñ" en lugar de una "n".

Photo: Tumblr: Dedalvs

#9 - Haz un nudo en el cable de un audífono para diferenciar el izquierdo del derecho

Los audífonos están diseñados de manera distinta para la derecha e izquierda, aun así los fabricantes los hacen parecer idénticos a simple vista por lo que hay que buscar la pequeña letra "L" o "R" que tienen impresos. Soluciona este problema al hacer un pequeño nudo en el cable justo debajo de uno de los audífonos, para que sepas inmediatamente cuál es cuál. Siempre y cuando recuerdes cuál es el que tiene el nudo.

Photo: Flickr: Sam Hames, via Compfight

#10 - Usa un conector de auriculares como un silenciador para los aparatos electrónicos

Corta un conector estéreo de 3,5 mm de algún par de audífonos viejos antes de tirarlos a los residuos electrónicos. Puedes usarlo como un práctico silenciador de aparatos electrónicos, simplemente insértalo en una salida de audífonos y el audio de su dispositivo será enviado a la nada. Sí, puedes ajustar el volumen de manera manual, pero el truco del silenciador hace que puedas colocar "mute" de manera más rápida y fácil.

Photo: Flickr: kendiala, via Compfight

#11 - Utiliza uvas congeladas para enfriar vino blanco

Se supone que hay que enfriar el vino blanco, pero no siempre se puede esperar a que el refrigerador haga maravillas antes de destaparlo y servirlo. Si sueles estar en esta situación, podrías agregar cubos de hielo sólo para descubrir que tu vino se vuelve más aguado a medida que lo bebes. Congela unas uvas para tener el beneficio de los cubos de hielo sin la desventaja de aguar el vino. Además, por alguna razón, las copas de vino se ven más sofisticadas con unas uvas congeladas en el fondo.

Photo: Lifehack

#12 - Amplifica tu alarma con un vaso o taza vacía

Ahora que prácticamente todo el mundo utiliza su teléfono celular como alarma, dependemos de los pequeños altavoces para despertar. Y por lo general falla. Si eres el tipo de persona que apaga la alarma antes de que el cerebro haya empezado a funcionar, trata de colocar tu celular dentro de un vaso o taza vacía en la noche. El altavoz se amplificará, y también te llevará más trabajo sacarlo y apagarlo, dándole al sonido incesante más de una oportunidad de despertarte.

Photo: Twisted Sifter

#13 - Usa alisadores de cabello para planchar el cuello de la camisa

Planchar el cuello de una camisa requiere de mucha habilidad y aun así frecuentemente quedan pliegues. Sin embargo, si tienes un alisador de cabello manual, puedes usar una herramienta mucho más eficaz para hacer el trabajo. Basta con fijar las almohadillas calientes de la plancha alrededor del cuello y podrás eliminar las arrugas con facilidad.

Photo: Twisted Sifter

#14 - Haz un agujero en el centro de tu comida antes de calentarla en el microondas

Si estás calentando comida que quedó de la noche anterior, después de calentarla en el microondas durante unos minutos te encontrarás con que el exterior está caliente pero el centro estará casi congelado. Para resolver este problema, simplemente haz un agujero en el centro de la comida (como una especie de anillo de masa de dona o bagel) y se calentará de manera pareja y más rápido.

Visage/Stockbyte/Getty Images

#15 - Usa el borde de notas adhesivas para limpiar entre las teclas del teclado

Las grietas en el teclado probablemente albergan las migajas de comida que disfrutaste hace semanas y todo tipo de acumulación de polvo y suciedad de los dedos. Limpiarlo es un dolor de cabeza, a menos que tengas una nota adhesiva (como notas "Post-it") que te sobre. Usa el borde pegajoso para deslizarlo entre las teclas y recoger el polvo y la suciedad en el camino.

Photo: Tumblr: Dedalvs

#17 - Llena contenedores grandes en un lavabo pequeño con una pala para recoger basura que esté limpio

Todos hemos tratado de llenar una cubeta o un contenedor grande en un lavabo que es demasiado pequeño. Seguramente has buscado un ángulo para que el agua del grifo entre en el contenedor, pero te das cuenta de que simplemente comienza a desbordarse antes de que se llene. Para arreglar este problema, coloca un contenedor grande en el suelo frente del lavabo y usa una pala limpia para guiar el agua hacia el contenedor. Funciona como un embudo, el lado ancho junta el agua haciendo que fluya hacia la manilla y se forme una cascada que llega hasta el contenedor.

Photo: Emily Fleischaker via BuzzFeed

#17 - Coloca un pedazo de papel de cocina o un paño de cocina húmedo debajo de la tabla de cortar para evitar que se deslice

Las tablas de cortar y los aparadores de tu cocina literalmente no se mezclan. Cuando quieres tener un poco más de apoyo mientras cortas carne o verduras, ejercerás peso sobre la tabla y te darás cuenta que se resbala por todos lados como si tuviera ruedas. Corrige esto colocando una toalla de papel o un paño de cocina húmedo entre la tabla de cortar y el aparador de cocina.

Photo: Imgur: Bluedit5

#18 - Saca el aire de las botellas de bebida gaseosa para evitar que pierdan el gas

Los refrescos sin gas no tienen vida y francamente son desagradables, sólo un masoquista o valiente se lo bebería así. Para mantener el gas en tus refrescos por más tiempo, aprieta y quita el exceso de aire en una botella abierta. Podría verse extraño en tu refrigerador (la botella queda extrañamente moldeable y flexible), pero mantendrás el elemento carbonatado de tu bebida con vida durante más tiempo.