Cómo utilizar agua salada para las hemorroides

Escrito por abaigeal quinn | Traducido por ehow contributor
  • Comparte
  • Twittea
  • Comparte
  • Pin
  • E-mail
Cómo utilizar agua salada para las hemorroides
Disfruta de un baño salado para mejorar las hemorroides. (Anna Omelchenko/iStock/Getty Images)

La dilatación venosa en el interior del recto da como resultado vasos sanguíneos bulbosos, también conocidos como hemorroides. Estos tejidos a veces, se inflaman sangrando y causando dolor a quien las padece. Varios métodos ofrecen alivio a las hemorroides, incluyendo las almohadillas de hamamelis y los supositorios, enemas y compresas frías. Los baños de asiento, que consiste en sentarse en agua salada muy fría o caliente para aumentar o disminuir el flujo sanguíneo a la zona de la inflamación, también ofrece un alivio eficaz. Puedes encontrar económicas cuencas para baños de asiento ya preparadas para el baño en la mayoría de las farmacias o puedes tomar un baño de asiento en una bañera normal.

Nivel de dificultad:
Fácil

Otras personas están leyendo

Necesitarás

  • Cuenca para baño de asiento o bañera
  • Agua
  • Cubitos de hielo
  • Sal del mar
  • Toalla
  • Paño

Lista completaMinimizar

Instrucciones

  1. 1

    Coloca la cuenca del baño de asiento portátil en el inodoro, asegurándola así para reducir movimientos o inestabilidad.

  2. 2

    Llena el recipiente con agua tibia utilizando las guías de la cuenca. Usa temperaturas de 100-105 grados Fahrenheit (37-40 grados centígrados) para un baño de asiento tibio o usa agua a temperatura ambiente y agrégale cubitos de hielo para un baño frío. Permite que los cubitos de hielo se derritan en el agua.

  3. 3

    Añade 2 cucharadas de sal de mar al agua. Prueba con más sal si lo deseas, asegurándote que toda la sal se disuelva en el agua antes de sentarte en el baño de asiento.

  4. 4

    Baja tu parte inferior sobre la bañera para sumergir completamente la zona afectada. Siéntate en el baño de 10 a 20 minutos, o hasta que notes un alivio de los síntomas. Puedes rotar entre un baño de asiento caliente y uno frío, si lo deseas, terminando siempre con el baño frío.

  5. 5

    Seca el área rectal suavemente con una toalla suave y palmea, en lugar de frotar el área para secarla.

  1. 1

    Llena la bañera con aproximadamente cinco pulgadas de agua caliente, 100-105 grados Fahrenheit de temperatura. Añade 2 cucharadas de sal de mar al agua, revolviendo hasta que se disuelva. Prueba con más sal si lo deseas, hasta encontrar tu nivel de comodidad.

  2. 2

    Ponte en cuclillas sobre la bañera y sumerge el área sensible o, si eso no es cómodo, puedes sentarte en la solución. Asegúrate de que toda la zona esté totalmente sumergida, añadiendo agua según sea necesario.

  3. 3

    Siéntate en la solución de agua tibia con sal de 10 a 20 minutos, añadiendo agua caliente para mantener la temperatura, si es necesario.

  4. 4

    Intercambia entre las temperaturas calientes y frías, si deseas, mediante la preparación de un plato o recipiente con agua fría y sumerge un paño grande o una toalla de mano dentro de la taza. Siéntate en el agua caliente cinco minutos y luego ponte de pie. Coloca el paño frío sobre la zona afectada y manténlo en su lugar durante un minuto. Vuelve a la bañera con agua tibia durante cinco minutos y repite dos o tres veces para aliviar.

  5. 5

    Termina con el paño frío, si eliges alternar las temperaturas. Seca el área afectada con una toalla limpia y seca, dándote golpecitos suaves.

Consejos y advertencias

  • Lava la cuenca del baño de asiento o bañera después de usarla, con agua tibia jabonosa y enjuaga bien. Nunca dejes residuos de jabón en el lavabo, ya que puedes irritar las membranas sensibles.
  • El agua caliente ayuda a dilatar los vasos sanguíneos, ayudando a aumentar el flujo de sangre al pasar la zona con mayor rapidez. El agua fría elimina el calor y reduce el flujo sanguíneo, lo que alivia la presión sobre la zona.
  • Los baños de asiento también pueden proporcionar alivio a los calambres uterinos, al síndrome de intestino inflamado, al dolor de próstata o testicular o para los que se recuperan de cirugías de colon.
  • Levántate lentamente de la bañera para evitar los mareos causados ??por la exposición al calor o al frío.

No dejes de ver

Filtrar por:
  • Mostrar todos
  • Artículos
  • Galerías de fotos
  • Videos
Ordenar:
  • Más relevante
  • Más popular
  • Más reciente

No se encuentran artículos disponibles

No se encuentran slideshows disponibles

No se encuentran videos disponibles