Cómo utilizar ventiladores de techo con un aire acondicionado

Escrito por tiffany bennett | Traducido por enrique pereira vivas
  • Comparte
  • Twittea
  • Comparte
  • Pin
  • E-mail
Cómo utilizar ventiladores de techo con un aire acondicionado
Los grandes ventiladores de techo ayudan a mantener las zonas de estar frescas. (Thinkstock Images/Comstock/Getty Images)

Una combinación de aire acondicionado y ventiladores de techo puede mantenerte fresco durante todo el verano sin que te cueste una fortuna en facturas de energía. De hecho, un artículo de 2010 publicado en el Bismarck Tribune califica los ahorros de energía cerca de un 15 por ciento en los hogares que suben sus termostatos sólo 2 grados y dependen de sus ventiladores de techo en su lugar. Al saber cuándo y cómo complementar tu aire acondicionado con unos ventiladores de techo, podrás ahorrar mucho dinero en tus facturas de energía.

Nivel de dificultad:
Fácil

Otras personas están leyendo

Instrucciones

  1. 1

    Compra el ventilador adecuado para la habitación. La marca y el modelo del ventilador de techo dependerá en gran medida de la sala donde tengas la intención de ponerlo. Una gran sala puede acomodar fácilmente un ventilador de 60 pulgadas (152,4 cm), mientras que un ventilador de 36 pulgadas (91,44 cm) será suficiente para un pequeño dormitorio. Para oficinas en el hogar y otras habitaciones con pilas de papeles sueltos, escoge un ventilador con aspas más grandes. Esto creará el mismo efecto de enfriamiento en una posición más baja, por lo que no tendrás que preocuparte de que los papeles vuelen alrededor. Asegúrate de anotar el ángulo de las aspas del ventilador de techo. Unas hojas con un ángulo de menos de 12 grados producen poca brisa y gastarán energía sin que ayuden a enfriar el ambiente. Unas hojas de más de 16 grados tienden a crear una brisa desagradablemente fuerte. Elige un ángulo entre estos números para satisfacer tus necesidades específicas.

  2. 2

    Comprueba la dirección en que gira el ventilador. Durante el verano, los ventiladores de aspas, deberán girar hacia la izquierda. Al estar de pie justo debajo del ventilador, debes sentir una brisa hacia abajo. Si encuentras que tu ventilador gira al revés, mueve el interruptor en la base del ventilador para cambiar de dirección. No sólo la brisa descendente creará un efecto de enfriamiento, sino que ayudará a distribuir el aire frío procedente de las rejillas de ventilación.

  3. 3

    Eleva tu termostato. Un ventilador de techo no te ayudará a ahorrar ni un centavo si no elevas el termostato de tu casa. Aunque los ventiladores de techo no cambian la temperatura de la habitación, la brisa que crean hace que la habitación se sienta cerca de 4 grados más fría. Como resultado, deberías ser capaz de elevar cómodamente tu termostato por lo menos 4 grados.

  4. 4

    Apaga el ventilador cuando salgas de la habitación. A diferencia del aire acondicionado, los ventiladores enfrían una habitación casi al instante, así que no hay necesidad de dejar el ventilador encendido mientras estás fuera de la habitación. Apaga el ventilador del techo cada vez que salgas, así como lo harías con las luces.

  5. 5

    Ejecuta los ventiladores de techo en lugar del aire acondicionado en la primavera y el otoño. Cuando el clima no es caliente, hay una buena probabilidad de que algunos ventiladores de techo colocados estratégicamente sean todo lo que necesites. Apaga el aire acondicionado y disfruta de la suave brisa del ventilador hasta que el clima se vuelva más extremo.

No dejes de ver

Filtrar por:
  • Mostrar todos
  • Artículos
  • Galerías de fotos
  • Videos
Ordenar:
  • Más relevante
  • Más popular
  • Más reciente

No se encuentran artículos disponibles

No se encuentran slideshows disponibles

No se encuentran videos disponibles