Cómo utilizar el vinagre para las termitas

Escrito por elizabeth garay ruiz Google
  • Comparte
  • Twittea
  • Comparte
  • Pin
  • E-mail
Cómo utilizar el vinagre para las termitas
Las termitas destruyen la madera para habitarla cómodamente. (Hemera Technologies/Photos.com/Getty Images)

Las termitas son pequeños insectos muy parecidos a las hormigas por su estructura y función social. Por ello se les llaman "hormigas blancas". La diferencia con las hormigas es que las termitas son más blancas, de patas más cortas, son más gordas y sus movimientos son más lentos. Si se instalan en lugares donde se sientan cómodas, como la madera en casas u oficinas, pueden llegar a ser un serio problema de plaga. La solución está en eliminarlas si no quieres ver destruido el lugar.

Nivel de dificultad:
Moderado

Otras personas están leyendo

Necesitarás

  • Vinagre blanco
  • Agua
  • Cubeta
  • Traste pequeño

Lista completaMinimizar

Instrucciones

    Vinagre mezclado

  1. 1

    El primer paso es encontrar la ubicación o el nido de las termitas. Las termitas gustan de alimentarse de la madera o de lo que contenga celulosa (papel, tableros, tejidos). Sigue el camino por donde andan para que hagas un "mapa" de sus destinos. Por lo general toman rutas frecuentes, así podrás saber dónde aplicar el remedio.

  2. 2

    En una cubeta mezcla partes iguales de vinagre blanco con agua. Revuelve ligeramente y con la ayuda de otro traste vierte la mezcla sobre las rutas que siguen las termitas y termina colocando una mayor proporción en el nido. Dentro se encuentra su reina a quien deberás tener la certeza de eliminarla, de lo contrario mientras ella siga viva, el problema persistirá.

  3. 3

    Seguramente durante unos días no verás movimiento. Pero como la reina puede encontrarse en un lugar al que no tengas acceso visual, lo mejor es seguir preparado y colocar la misma mezcla sobre la misma ruta donde la echaste anteriormente y rematar de nuevo con el nido. Se recomienda hacerlo cada seis meses.

    Vinagre puro

  1. 1

    Si logras tener visión de la ubicación de la reina, y esto puede ocurrir con el simple desplazamiento de maderas que puedas tener apiladas, coloca el vinagre de manera directa sobre su ubicación. Ten cuidado porque estos insectos defenderán a su reina y si te descuidas te pueden picar. Revisa hacia dónde se desplazan las termitas que sigan vivas.

  2. 2

    Ve recorriendo con el vinagre puro los caminos por donde pasaban. Si logras ver que no lo hay, porque en ocasiones permanecen dentro del nido y crees que ya terminaste con ellas, limpia el lugar y con una solución de agua con detergente vuelve a limpiarlo. Deja que seque al aire.

  3. 3

    Es recomendable volver a revisar el lugar unas semanas después, para asegurarte de que no vuelven a aparecer. Pero si lograste matar a la reina de su nido, ten por seguro que no lo harán. No dejes de revisar los lugares con objetos apilados u oscuros. Mantén preparada tu solución de vinagre por si acaso.

Consejos y advertencias

  • En caso de que el problema de tu plaga de termitas sea más serio o no encuentres su nido, considera contactar a un servicio de exterminadores profesionales.
  • En ocasiones no sabrás que tienes una plaga de termitas hasta que las descubras en algún lugar oscuro que no acostumbres abrir, como closets o donde apilas madera y en ocasiones puede ser un momento tardío, cuando ya hayan acabado con lo que conserves en esos lugares. Se recomienda hacer revisiones constantes en los lugares oscuros y húmedos.

No dejes de ver

Filtrar por:
  • Mostrar todos
  • Artículos
  • Galerías de fotos
  • Videos
Ordenar:
  • Más relevante
  • Más popular
  • Más reciente

No se encuentran artículos disponibles

No se encuentran slideshows disponibles

No se encuentran videos disponibles