Verdades sobre las protuberancias en mamas de niñas y niños

Escrito por genevieve van wyden | Traducido por carolina dellagiovanna
  • Comparte
  • Twittea
  • Comparte
  • Pin
  • E-mail
Verdades sobre las protuberancias en mamas de niñas y niños
(smiling female doctor image by Monika 3 Steps Ahead from Fotolia.com)

Cuando los niños llegan a la pubertad, pueden desarrollar una característica muy inquietante: protuberancias en las mamas. Los tumores de mama son frecuentemente inocentes, en tanto son causados por la influencia de las hormonas que se encuentran ahora en sus cuerpos. Visita al médico de niños para recibir un diagnóstico definitivo de lo que está sucediendo en su cuerpo.

Otras personas están leyendo

Influencia del ciclo menstrual

Los cambios fibroquísticos se dan debido a la influencia de los niveles de estrógeno y progesterona. Durante el curso normal del ciclo menstrual de tu hija, sus pechos se hinchan, ya que sus glándulas mamarias y conductos se hinchan porque su cuerpo retiene agua. Después de su período termina, la hinchazón de los senos pasará y sus pechos volverán a la normalidad. Los quistes se verán afectados del mismo modo durante el ciclo menstrual de tu hija. Se agrandarán antes y durante el mismo, y cuando este haya terminado volverán a su tamaño original (si ella presiona un quiste, lo sentirá como un globo ocular).

Bultos benignos

Algunas adolescentes desarrollan fibroadenomas o tumores sólidos en sus senos. Estos tumores están compuestas de tejido glandular y estructural, de ahí el nombre los fibroadenomas. Dos características de los fibroadenomas son: son fáciles de desplazar mediante la manipulación y se sienten blandos, gomosos. Estas protuberancias no causa dolor y se pueden desarrollar en las muchachas que se encuentran en sus últimos años de la adolescencia o principios de los años 20. Mientras que la mayoría de los fibroadenomas son benignos, los cirujanos consideran conveniente remover estos tumores para asegurarse de que son realmente indefensos.

Bultos de seno en los niños

Los muchachos preadolescentes y adolescentes no son inmunes a los bultos de seno. Tu hijo experimentará un aumento de las hormonas que puede influir en su tejido mamario. Esta condición no es grave, pero el chico que tiene senos evidentes puede desarrollar preocupaciones reales acerca de cómo luce. Este tejido puede desaparecer en un plazo de entre dos meses y dos años. Debes hacer que un pediatra controle ese crecimiento en los senos de tu hijo para asegurarte de que es benigno y de que así permanecerá.

Gynecomastía

El tejido que se desarrolla en la mama tu hijo se denomina ginecomastia. Se trata de un tumor firme que aparece debajo de un pezón o incluso de ambos. Pueden ser sensibles, especialmente cuando están creciendo, y pueden ser también de tamaños desiguales. La ginecomastia es a veces hereditaria. Es más común en los varones más grandes grandes o corpulentos (más altos, más pesados o ambas). En ocasiones, puede desarrollarse como consecuencia de la obesidad.

Cuándo preocuparse por una protuberancia

Tanto para hombres como para mujeres adolescentes, debe preocuparse por una protuberancia cuando ésta crece, y se pone dura e inmóvil, y causa deformidades. Si el tumor se hace presente antes de que su hijo cumpla diez años, o si se observa una ulceración de la piel o depresiones por encima de la protuberancia, si el tumor es mayor a 1 1/2 pulgadas (3,8 cm), o si los pezones de tu hija gotean leche, sangre u otro fluido, llévala al médico de inmediato. Si el bulto no desaparece en dos años, o si ella tiene otros síntomas como pérdida de peso o sudores nocturnos, acude a un doctor.

No dejes de ver

Filtrar por:
  • Mostrar todos
  • Artículos
  • Galerías de fotos
  • Videos
Ordenar:
  • Más relevante
  • Más popular
  • Más reciente

No se encuentran artículos disponibles

No se encuentran slideshows disponibles

No se encuentran videos disponibles