Vive una vida verde

Escrito por ryan smith | Traducido por vanina frickel
  • Comparte
  • Twittea
  • Comparte
  • Pin
  • E-mail

Los pequeños cambios pueden tener un gran impacto

Vive una vida verde
A menudo pensamos que el reciclaje se limita al vidrio, plásticos y hojalata, pero el compost puede caer en esa categoría, también. Arriba, un ejemplo de los esfuerzos de compost en toda la ciudad de San Francisco. (Jupiterimages/Pixland/Getty Images)

Lo mejor que podemos hacer es ayudar a otros a ir mucho más abajo (en sus niveles de consumo), mientras tratas de mantener un estilo de vida de bajo consumo para ti.

— Erik Assadourian, principal investigador del Instituto Worldwatch

Cuando se trata de adoptar un estilo de vida más respetuoso del medio ambiente, el desafío que enfrentan muchas personas no es si hay que hacerlo, sino cómo hacerlo. Con el crecimiento de personalidades públicas y organizaciones que expresan su preocupación por el cambio climático, la contaminación y la disminución de los recursos naturales de la Tierra, ha quedado claro que la madre naturaleza necesita una mano amiga. Pero cuando términos como "salvar el planeta" aparecen, dando crédito a la idea de que es el trabajo para un súper héroe, la tarea se vuelve un poco desalentadora. Mejorar la salud del planeta no es una tarea reservada para personas con súperpoderes; tú puedes ayudar desde la comodidad de tu propia casa con sólo unos pocos, pequeños y simples cambios.

Ahorrar agua

Elimina el agua embotellada de tu lista de compras. En su lugar, vuelve a llenar una botella de acero inoxidable o de vidrio, con agua del grifo. Si el sabor del agua del grifo es un poco áspero en el paladar, prueba con un sistema de filtración o exprime un poco de limón o lima en el agua. Despedirte de las botellas de plástico pondrá más dinero en tu bolsillo y derribará la falacia de que estás contribuyendo con tu bienestar.

"La evidencia es muy clara: no es más segura ni más saludable", dice Erik Assadourian, principal investigador del grupo de investigación ambiental del Worldwatch Institute y director de la Situación del Mundo 2010: Transformando culturas: del consumismo a la sustentabilidad. "De hecho, está menos regulada que el agua del grifo y (las botellas de plástico) causan una enorme cantidad de contaminación ecológica."

Cuando se trata del uso del agua en el hogar, la instalación de aireadores en todos los grifos y duchas de bajo flujo, todos dispositivos de fácil adquisición en cualquier tienda de mejoras para el hogar, te ayudarán a utilizar menos sin siquiera darte cuenta. Y ¿realmente necesitas ver correr el agua mientras te cepillas los dientes? Abrir el grifo sólo cuando es el momento de enjuagarse te hará ahorrar litros, en cuestión de días.

Limpieza verde

El cuidado de tu medio ambiente por lo general implica mantenerlo limpio. Sin embargo, las lejías y amoniacos con que llenas tus armarios están contaminando tu hogar con toxinas. En su lugar, cambia a los productos orgánicos.

"Por cada limpiador que hay en la casa, hay una alternativa ecológica", dice Kari Dorth, director de operaciones de la tienda en línea Green Home, con base en San Francisco. "Puedes obtener kits de limpieza que incluyan productos de limpieza separados para la bañera y los azulejos, vidrios, moldes y el moho y el inodoro. Muchos de estos productos trabajan juntos en forma concentrada. Así no necesitas utilizar tanto".

Además, el bicarbonato y el vinagre tienen muchos usos de limpieza en el hogares; funcionan como desengrasantes de ollas y sartenes, adicionan brillo a las superficies de la cocina y el baño, y también aportan frescura extra para la ropa. Al seleccionar un detergente para la ropa, revisa la etiqueta para asegurarte de que sea biodegradable.

Reciclar más plásticos

El reciclaje también es un factor importante en la eco-eficiencia. La disminución de la cantidad de plástico no reciclable que se utiliza es la clave. En su lugar, considera el uso de productos de papel.

Recicla plásticos, vidrio y latas: sepáralos del resto de la basura y llévalos a los centros de reciclaje locales. También hay servicios de recolección de reciclaje disponibles en muchas zonas. Con los residuos biodegradables, tales como alimentos no cárnicos y papel, puedes iniciar una pila de compost para utilizarlo en tu jardín y en las plantas de interior, de manera que elimines la necesidad de comprar fertilizantes.

"Si lo piensas bien, no necesariamente tienes que tirar mucho de nada", señala Dorth. Quien también alienta a la reutilización de los envases de botellas de vidrio para alimentos y agua, ya que el proceso de reciclaje utiliza una gran cantidad de energía y recursos.

Conservar energía

En lo que respecta al consumo de energía, menos es definitivamente más. Assadourian recomienda cambiar las bombillas regulares a las fluorescentes compactas, limpiar el refrigerador por lo menos una vez al año para aumentar la eficiencia, y deshacerse de los aparatos redundantes, como por ejemplo el segundo refrigerador en el garaje. Desenchufa los aparatos electrónicos que no utilices. En las zonas donde hay un consumo de energía concentrada, como una oficina en casa, Dorth sugiere una regleta de alimentación inteligente con protección contra subas de tensión.

"Cuando apagas la computadora, crees que has desactivado todo lo demás", dice. "Pero tu monitor, la impresora y el escáner siguen encendidos. La regleta apagará todo ello de forma automática. Es una manera de ahorrar dinero sin pensar en ello".

Si sales al mercado en busca de electrodomésticos nuevos --todo, desde televisores hasta refrigeradores-- compra productos que llevan etiquetas de Energy Star. Al hacerlo, también podrías calificar para reembolsos, dependiendo de dónde vivas.

A medida que el clima se calienta, es posible que desees sustituir al aire acondicionado, que consume mucha energía, por la de los ventiladores portátiles y ventiladores de techo. Si tienes que usar aire acondicionado central, ajusta la temperatura un poco más alta de lo normal.

Durante los meses de invierno, pon tu termostato un poco más alto de lo normal para generar ahorros, y aísla las paredes.

"Puedes ahorrar una cantidad significativa de dinero aislando y quizá hasta reduzcas el consumo de energía dramáticamente, con una mínima inversión", señala Assadourian.

No tengas miedo de agregar o quitar capas a tu casa para compensar la necesidad de calor artificial.

Ahorro de luz solar

¿Estás planificando una puesta a punto completa de tu casa? Los paneles solares podrían ser la respuesta. Para compensar los gastos, en la actualidad hay muchos programas de reembolso, y no pasará mucho tiempo antes de que empieces a ver los ahorros.

"Con el agua calentada con energía solar, el período de amortización es de menos de cuatro años", afirma Assadourian. "Es mucho más eficiente que la calentar tu agua con combustibles fósiles, como el gas natural o la electricidad".

Si eres dueño de un coche, considera dejarlo en el garaje con más frecuencia. Utiliza el transporte público, anda en bicicleta o camina. En todos los casos te beneficiarás al hacer mayor actividad física. "En un país en el que estamos haciendo muy poco ejercicio, eso es genial", dice Assadourian.

Finalmente, además de hacer un esfuerzo para vivir una vida verde, la difusión de la palabra es vital.

"Lo mejor que puedes hacer es ayudar a otros a bajar mucho más sus niveles de consumo, mientras tú mismo tratas de mantener un estilo de vida de bajo consumo", dice Assadourian.

No dejes de ver

Filtrar por:
  • Mostrar todos
  • Artículos
  • Galerías de fotos
  • Videos
Ordenar:
  • Más relevante
  • Más popular
  • Más reciente

No se encuentran artículos disponibles

No se encuentran slideshows disponibles

No se encuentran videos disponibles