Zinc vs. vitamina C

Escrito por carolyn robbins | Traducido por enrique pereira vivas
  • Comparte
  • Twittea
  • Comparte
  • Pin
  • E-mail
Zinc vs. vitamina C
La vitamina C y el zinc se sugieren a veces para evitar el resfriado común. (BananaStock/BananaStock/Getty Images)

El zinc es un mineral que se ha utilizado a lo largo de la historia para promover la cicatrización de las heridas y la salud del sistema inmunológico. También está involucrado con el olfato, el gusto, la vista y el crecimiento, según la Clínica Mayo. La vitamina C o ácido ascórbico, también juega un papel clave en la cicatrización de heridas y es necesaria para la absorción apropiada de hierro. La vitamina C ayuda en el crecimiento y en la reparación de los tejidos además de mantener los dientes y los huesos fuertes.

Otras personas están leyendo

Función

La vitamina C y el zinc tienen propiedades antioxidantes que ayudan a proteger las células del daño causado por los radicales libres. Los radicales libres pueden acelerar el envejecimiento y te hacen vulnerable a una serie de problemas de salud y enfermedades como el cáncer y las enfermedades del corazón, según informa el University of Maryland Medical Center o UMMC.

Consideraciones

La deficiencia de zinc puede debilitar tu sistema inmunológico y hacerlo más propenso a una variedad de infecciones. Los suplementos de zinc a veces se recomiendan para mejorar los niveles insuficientes de zinc, pero no para otras cosas, ya que demasiado zinc puede afectar negativamente a tu sistema inmune, de acuerdo con la UMMC.

La vitamina C puede mejorar la función del sistema inmunológico. A diferencia del zinc, los suplementos de vitamina C generalmente son considerados como seguros cuando se toman en las dosis recomendadas, según la Clínica Mayo.

Información de expertos

Un estudio publicado en 2006 en "Annals of Nutrition and Metabolism", concluyó que tanto el zinc como la vitamina C juegan un papel vital en la función inmune y ayudan a combatir y prevenir enfermedades infecciosas, como la neumonía y las infecciones diarreicas. El investigador principal del estudio fue E.S. Wintergerst de Bayer Consumer Care en Basilea, Suiza.

Beneficios

Tomar suplementos de vitamina C regularmente y no sólo cuando sientes que viene un resfriado, puede acortar la duración de un resfriado cerca de 24 horas, afirma la UMMC. Se necesitan investigaciones adicionales para determinar si la ingesta de pastillas de zinc o el uso de aerosoles nasales en la aparición de un resfriado puede disminuir los síntomas y/o acelerar la curación.

El zinc se sugiere a veces para retardar la progresión de una enfermedad relacionada con los ojos llamada degeneración macular de edad o AMD (por sus siglas en inglés), de acuerdo con el University of Maryland Medical Center. La vitamina C parece funcionar con el zinc, el beta-caroteno y la vitamina E para ayudar a prevenir la AMD. La AMD es la principal causa de ceguera parcial en las personas mayores en los Estados Unidos.

Dosis

La dosis recomendada de zinc para tratar la deficiencia es de 15 mg al día para los hombres y muchachos adolescentes y mujeres embarazadas, según la Clínica Mayo. Las mujeres y las mujeres adolescentes requieren 12 mg por día para poner remedio a una deficiencia de zinc.

La dosis recomendada de vitamina C es de 90 mg al día para los hombres, 75 mg para las mujeres y 85 mg para las mujeres embarazadas, de acuerdo con el Food and Nutrition Board del Institute of Medicine.

Fuentes alimenticias

El zinc se encuentra en una gran variedad de alimentos, incluyendo granos enteros, pescado, arenque, ostras, carne, hígado, leche y algunos cereales fortificados. Buenas fuentes alimenticias de vitamina C son las naranjas, piña, pomelo, melón, brócoli, espinacas, tomates y pimientos verdes.

Advertencia

Los suplementos de vitamina C pueden causar efectos secundarios como ardor de estómago, dolores de cabeza, vómitos, náuseas y calambres abdominales, según la Clínica Mayo.

Los efectos secundarios comunes del zinc incluyen un sabor metálico en la boca del estómago, náuseas y malestar. Las altas dosis de zinc pueden producir anemia, mareos, somnolencia, dolor de cabeza y alucinaciones, de acuerdo con el University of Maryland Medical Center..

No dejes de ver

Filtrar por:
  • Mostrar todos
  • Artículos
  • Galerías de fotos
  • Videos
Ordenar:
  • Más relevante
  • Más popular
  • Más reciente

No se encuentran artículos disponibles

No se encuentran slideshows disponibles

No se encuentran videos disponibles